Menu

HBO confirma la miniserie sobre Madrid Central

Repite la mayoría del equipo artístico de "Chernobyl"

HBO confirma la miniserie sobre Madrid Central

La compañía de entretenimiento HBO vive un momento dulce tras el arrasador éxito de la miniserie sobre los acontecimientos que siguieron al desastre nuclear de Chernobyl en Ucrania hace 33 años. Como guiño al mercado español, que cuenta con ávidos devoradores del drama televisivo, HBO ha aceptado por clamor popular una miniserie sobre Madrid Central.

Craig Mazin, creador de «Chernobyl», ha declarado: «La historia es potente, hay varios giros de guion que dan para suficientes episodios: que si ponemos las cámaras, que si ahora no multamos, ahora sí, ahora no, llega un juez y lo deja todo como estaba… Por lo menos ya hay para cinco episodios. Además, como Madrid estuvo gobernado por comunistas durante unos años no nos costará recrear el ambiente soviético, de eso ya tenemos experiencia.»

Al igual que en la aclamada miniserie sobre el accidente nuclear, en «Madrid Central» se tomarán algunas licencias artísticas para enfatizar el efecto dramático. El humo de los coches será amplificado digitalmente, los fallecidos por contaminación de escapes de los diésel serán enterrados en ataúdes de plomo con un baño de cemento en la misma Puerta del Sol.

En un teaser de la serie se puede ver al actual alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, interpretado por un desmejorado Matthew McConaughey, en una escena en la que implanta la moratoria de las multas en Madrid Central. Tras firmar la medida comienza a reír como un puñetero psicópata, mientras suena un melancólico violonchelo -como en «Chernobyl»- y emana humo de TDI tuneado de su boca. Es terrorífico. Hildur Gudnadóttir se encargará también de la banda sonora.

McConaughey lucirá una mancha en su frente muy al estilo a la de Gorbachov, amén de tener reproducidas las particulares características dentales de Martínez-Almeida

Otra escena que acabará quitando el hipo es sobre un grupo de escolares que esperan en un paso de cebra, mientras pasa una hilera de coches echando humo y con las etiquetas ambientales «B» colocadas del revés o en ángulo oblicuo, algo realmente espeluznante, todo a cámara lenta, mientras los infantes inspiran en sus pulmones las letales partículas radioactivas en suspensión.

Los ojeadores de HBO ya están buscando localizaciones para filmar y viendo si pueden trincar alguna subvención, aunque para conseguirlas haya que meter en el guion movidas sobre la guerra civil o que los actores tengan que hacer guarreridas españolas sin apenas censura. A continuación, os dejamos con el tráiler. Corresponde al segundo episodio, «Abre los ojos», en el que Madrid Central ya está en vigor y nadie circula, ni coches, ni personas, ni patinetes, ni nadie:

Johan Renck, encargado de la dirección, declaró: «Es una buena oportunidad de hacer una miniserie sobre un problema que preocupa a tantos madrileños después de que hayan muerto decenas de miles de personas en unos pocos barrios por eso de la contaminación. Eso sí, me gustaría que el público español viese la serie con cuentas de pago. Para evitar el abuso de las cuentas gratuitas de 30 días la serie durará más de un mes, si no, no van a salir los números pese al patrocinio de Volkswagen».

NOTA: lo que acabas de leer es una noticia ficticia, total o parcialmente, únicamente con propósitos humorísticos. espíritu RACER se ampara en la figura legal del animus iocandi, es simplemente humor, chanza y coña. Cualquier persona nombrada, hecho o situación que coincida con la realidad es pura coincidencia.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

4
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Pablo Mayo
Editor

Aparte de esta coña buenísima [modo serio ON], me pregunto si lo ideal es tratar este asunto modo «muerto el perro, se acaba la rabia» (no hay coches, no se contamina el aire…en el centro). La funcion de los políticos es aportar soluciones viables, que faciliten y mejoren la vida a TODOS los ciudadanos, no solo a los del centro. Tal vez los ciudadanos cuyas viviendas están junto a la M-30 están respirando más contaminantes que los ciudadanos del centro. Para solucionar la contaminación del aire, ¿por qué no instalar depuradoras de aire? ¿Por qué no fomentar los eléctricos, bonificando… Leer más »

sergio
Invitado
sergio

Ya decía yo, que ayer, abucheaban a los coches eléctricos, les decían cosas horribles, como ¨Limpios¨ ¨ Que clase de aire vamos a respirar ahora¨ ¨Mi hijo contamina con sus pedos mas que vosotros¨…. Según tengo entendido, van a devolver la M-30 a la superficie, para que los coches, puedan ver el cielo en todo su esplendor, también se van a organizar catas de humo, todos los sábados desde las 12 en nuevos ministerios. En cuanto a las localizaciones, están pintando de negro la plaza mayor, puerta del sol y gran vía, están importando Humo de Estados Unidos y quizá… Leer más »

Paco Fernández
Invitado
Paco Fernández

Buenísimo Javier. Seguía a tu abuelo y ya hace tiempo que te sigo a tí. Además de saber de motor, también tienes talento escribiendo, cosa que no abunda y se agradece mucho. Un abrazo


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.