La “magia” de Fernando Alonso vuelve, pero no es el único que ha regresado a la F1

La “magia” de Fernando Alonso vuelve, pero no es el único que ha regresado a la F1

Repasamos los antecedentes de pilotos que tuvieron segundas partes, no siempre buenas


Tiempo de lectura: 9 min.

Fernando Alonso es claramente el hombre del momento en el Gran Circo. Su nombre no ha dejado de sonar para su vuelta a la Fórmula 1 desde el momento en el que anunció su retirada de McLaren en agosto de 2018, y ahora vuelve a la competición de la mano de Renault, el equipo que le vio coronarse como campeón del Mundo en 2005 y 2006.

El asturiano llegó a la Fórmula 1 en 2001 gracias a Renault, aunque empezó como cedido a Minardi para ese año, debutando en el Gran Premio de Australia y quedando por delante del Benetton. También hizo una actuación destacable en España y Japón, donde hizo la mejor carrera de ese primer año. En 2002 pasó a la estructura de Renault, pero como probador, no volviendo a competir hasta el 2003, sustituyendo a Jenson Button, que se fue al British American Racing (BAR).

Camino a lo más alto con Renault

Terminó su primera carrera con el equipo en séptima posición en el Gran Premio de Australia y en Malasia se alzó como el piloto más joven en conseguir una pole position y un podio con tan solo 21 años. Ese fin de semana había estado con 39 ºC de fiebre. Repitió podio en Brasil aún habiendo tenido uno de los accidentes más serios de su carrera en la Fórmula 1 tras no poder esquivar la rueda del coche de Button, quien también había sufrido un accidente, y chocar con el muro.

Renault R23 2003 ALO

Fernando Alonso con el Renault R23 (2003)

2003 finalizó con Fernando Alonso siendo sexto en el Mundial de pilotos después de ganar en Hungría, un segundo, tres cuartos puestos, un quinto, un sexto, un octavo, y cuatro retiradas, la mayoría por rotura del motor. Se mantuvo en el top 10 durante toda la temporada excepto en aquellas carreras en las que no consiguió terminar, consolidando a Renault como uno de los candidatos al título a partir de 2004.

Aunque no consiguió el título en 2004 -quedó cuarto- sí que lo hizo al año siguiente, en 2005, siendo el primer español en estar al frente del Mundial y en ganarlo. Terminó el año con siete victorias, cinco segundos, tres terceros, un cuarto, un undécimo puesto y dos abandonos. Revalidó el título al año siguiente con otras siete victorias, siete segundos, dos quintos y dos abandonos.

Tras eso, estuvo un año en McLaren en el que quedó tercero en la general empatado a puntos con Lewis Hamilton y un segundo puesto de menos. En noviembre se anunció que no seguiría en McLaren para el segundo año de su contrato y volvió a Renault para 2008 y 2009 junto a Nelson Piquet Jr. y terminó siendo un desastre, ya que la fábrica francesa atravesaba una crisis financiera que limitaba la evolución del monoplaza.

Fernando Alonso Ferrari 2010

Fernando Alonso con el Ferrari F10 (2010)

El paso a Ferrari

En septiembre del 2009 se anuncia el movimiento de Alonso a Ferrari, teniendo un año bueno, el primero, en el que quedó segundo en la general. 2011 fue un año difícil para Ferrari, que fue bajando en competitividad mientras se consolidaba una nueva potencia: el Red Bull de Sebastian Vettel.

2012 fue algo mejor, logró volver al subcampeonato luchando hasta el final contra Vettel y por tan solo tres puntos de diferencia, repitiendo posición en 2013. Al llegar 2014 y los motores V6 turboalimentados, Ferrari sufrió el golpe de gracia del que todavía se siguen recuperando poco a poco. Del cambio salió beneficiado Mercedes con Hamilton, mientras que Alonso solo pudo ser sexto para terminar el año marchándose a McLaren de nuevo.

El primer año con McLaren fue la pesadilla de nunca acabar. Los muy recientes motores Honda no tenían fiabilidad ninguna y parecía que se rompían con tan solo mirarlos, con lo que acabar una carrera era un absoluto milagro. De hecho, dejó para la posteridad una de las imágenes célebres del campeonato tras la rotura del motor, subiéndose a una colina a tomar el sol durante la clasificación del Gran Premio de Brasil. Fue fuente de no pocos memes.

Fernando Alonso McLaren 2018

Stoffel Vandoorne y Fernando Alonso con el McLaren MCL33 (2018)

En 2016 se llegaron a solucionar en parte los problemas que había con el motor, pero quedaba aún mucho trabajo por hacer, ya que el coche no llegaba a ser lo que necesitaban. Llegar a la Q3 era un regalo y llegar al top 5 también. El motor Honda solo duró un año más en McLaren, ya que seguían con los problemas de fiabilidad. Mientras tanto, Alonso se iba acercando poco a poco a las pruebas de resistencia, llegando a correr las 500 millas de Indianápolis al mismo tiempo que Jenson Button le sustituía en Mónaco.

Aunque sus planes pasaban por marcharse de McLaren al terminar 2017, el cambio a los motores Renault le hizo cambiar de opinión y se quedó un año más junto a Stoffel Vandoorne. Al finalizar la temporada, se marchó de la Fórmula 1 para seguir con las competiciones de resistencia y las 500 millas.

Alonso no es el único en volver

Claramente, Fernando Alonso no ha sido el primero, ni será el último, en volver del retiro espiritual que lo alejó de la máxima competición automovilística por un tiempo. Antes que él también lo hicieron pilotos como Niki Lauda, Alain Prost, Michael Schumacher y el propio Kimi Räikkönen, que todavía sigue compitiendo a sus 41 años.

6 Lauda

Niki Lauda (izq.) y Ayrton Senna (der.)

Tan solo los dos primeros de los cuatro volvieron a ganar un mundial tras su vuelta. En el caso de Niki Lauda, tres años después de su accidente en Nurburgring, se marcha de Brabham en 1979 para dirigir su aerolínea Lauda Air, aunque terminó volviendo en 1982, convenciendo a los de McLaren que todavía podía ganar. Consiguió el tercer título de su trayectoria en la Fórmula 1 en 1984 por tan solo medio punto sobre Alain Prost, su compañero de equipo en McLaren y al año siguiente, en 1985, se retiró al terminar una temporada desastrosa.

Tras su retirada y un merecido descanso, pasó a ser el asesor de los pilotos Ferrari en 1993. Finalmente, convence a la fábrica de Maranello para que ficharan a Michael Schumacher, por aquel momento en Benetton, que empezó con ellos en 1996. Dirigió Jaguar Racing en 2001 y 2002, pero terminó siendo despedido. En 2012 se unió a Mercedes como asesor técnico y accionista de un 10 % de la escudería hasta su fallecimiento el 20 de mayo del año pasado.

Aunque Lauda nunca se llegó a retirar por la famosa rivalidad que tenía con James Hunt, Alain Prost sí que lo hizo. Un años después de la salida de Lauda de McLaren llegó un joven Ayrton Senna, que sería la pesadilla de Prost hasta el final.

Gran Premio Imola 1994

Michael Schumacher persigue a Ayrton Senna momentos antes de su accidente mortal – Gran Premio de Imola (1994)

Terminó yéndose a Ferrari en 1990 y cogiéndose un año sabático durante la temporada de 1992, solo para volver un año con el súper Williams de los avances tecnológicos y ganar su cuarto título. Senna le sustituye en 1994, pero todos los avances que hacían del Williams el coche a batir desaparecieron con las regulaciones de la FIA. El monoplaza pasó a ser un completo desastre que le costó la vida en un accidente durante la carrera de Imola.

Cuando Alonso revalidaba el título en 2006, se marchaba Michael Schumacher. La carrera en Sao Paulo sería la última que haría con Ferrari para pasar a ser asesor de la fábrica de Maranello, aunque después volvió en 2010, esta vez con Mercedes.

Estuvo con ellos tres temporadas desde 2010 al 2012, pero Mercedes no quiso renovarle para firmar con Lewis Hamilton en 2013, con lo que decidió retirarse definitivamente. El 29 de diciembre de 2013 sufrió el accidente de esquí que lo ha apartado por completo de la pista y de la vida pública, y del cual todavía se está recuperando, aunque su caso se lleva en la más estricta confidencialidad.

Michael Schumacher Mercedes GP 2010

Presentación del equipo Mercedes GP Petronas, con Nick Heidfeld y Michael Schumacher (2010)

El más reciente de los cuatro y el que todavía sigue en activo es Kimi Räikkönen. Fue precisamente Fernando Alonso el que le dejó sin asiento en Ferrari -o cualquier otro equipo- para la temporada de 2010 y el finlandés se pasó a los Rally y la NASCAR durante los dos años siguientes.

En 2012 regresa con Lotus-Renault y consigue una victoria en el Gran Premio de Abu Dabi, con lo que renueva su contrato con el equipo para el año siguiente. Sin embargo, acaba volviendo a la fábrica de Maranello en 2014 hasta 2018, su mejor año desde su regreso con 14 podios y una victoria.

En 2019 se marchó a Alfa Romeo, equipo con el que sigue en este 2020, aunque no ha comenzado de la mejor de las maneras al tener que retirarse después de que la rueda delantera derecha se soltara antes de llegar a la línea de meta.

Solo el tiempo y el cambio del reglamento en 2022 decidirán si Fernando Alonso vuelve a ser campeón del Mundo con Renault. El cambio del reglamento y una mejora considerable en la fiabilidad de los motores, también. Sea como sea, hoy es un día feliz en el paddock y para los españoles, especialmente, ya que volverá a haber doble representación española en la Fórmula 1 desde la llegada de Carlos Sainz en 2015.

Este reportaje ha sido realizado gracias a las aportaciones de los miembros de nuestra comunidad a través de Patreon. Así podemos seguir realizando periodismo de motor de calidad sin depender de los ingresos publicitarios. Puedes ayudarnos a partir de 1 euro al mes.

COMPARTE
Sobre mí

Laura Salas

Quise ser periodista porque campeona del mundo de motociclismo ya no podía. De pequeña jugaba con los cochecitos de los huevos de chocolate y con cualquier coche que mi padre dejara desprotegido y a la vista. Le rompí la puerta a su miniatura de un Ferrari. Nunca volvió a ser el mismo (el Ferrari). Siempre intento aprender algo nuevo todos los días. Soy curiosa por naturaleza, qué se le va a hacer.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.