Coche del día: Pagani Zonda R

Coche del día: Pagani Zonda R

Un Zonda creado sin tener que cumplir limitaciones


Tiempo de lectura: 3 min.

Para muchos, es el superdeportivo definitivo. Un coche sublime, con forma espectacular, un motor cuyo sonido es abrumador y una ambición que viene de muy lejos. Nosotros no sabemos si es el superdeportivos definitivo, pero el Pagani Zonda R es, sin lugar a dudas, un automóvil fuera de lo común. Es la máxima expresión del Zonda, un automóvil que se ha negado a morir durante muchos años y si no fuera por decisión del fundador de la compañía, Horacio Pagani, todavía seguiría dando de qué hablar.

El Pagani Zonda se presentó en el salón de Ginebra de 1999 y desde ese mismo momento, el coche se convirtió en un icono, en un objeto de deseo capaz de eclipsar a modelos como el Ferrari 550 Maranello con un diseño que todavía hoy, más de 20 años después, sigue siendo sensacional. De hecho, si el Zonda se pusiera a la venta como coche nuevo, diseñado hoy día, volvería a ser un éxito, tal cual se presentó en 1999. Es de esas máquinas que solo aparecen de vez en cuando, inspiradas por alguien que no se conforma con lo que ofrecen todos y tampoco le importa el precio de las cosas.

pagani zonda r (2)

 

Horacio es uno de esos fanáticos del automóvil que buscan una cosa muy concreta: “una Macchina con anima”, es decir, un coche con alma, algo realmente complicado de encontrar hoy día. Que convirtiera al Pagani Zonda en un coche para pista, era cuestión de tiempo. Lo que no sabía nadie, era que sería tan salvaje. Pagani aprovecho que no se competiría con él y que, al ser un coche de circuito, no tiene que limitarse por la normativa, para crear uno de los automóviles más espectaculares que se han visto: el Pagani Zonda R –R por Revolution–.

En teoría, este sería el último Zonda, no habría más iteraciones del modelo, y por el momento, se ha cumplido sus designios. El caso es que los clientes son quienes piden versiones únicas del Pagani Zonda y la marca, siempre deseosa de cumplir los deseos de sus clientes, acaba por crear alguna edición especial. No obstante, como canto del cisne, como final, el Zonda R cuadra a la perfección con la vida comercial que ha llevado la denominación Zonda.

La estructura del coche, la carrocería, gran parte del habitáculo y todos los elementos aerodinámicos se fabrican con fibra de carbono. El chasis también cuenta con parte de titanio combinado con la fibra de carbono, siendo un desarrollo específico de la marca. Por supuesto, la aerodinámica es radical, pensada únicamente para rodar a fondo en circuito. Detrás de los asientos, el bloque V12 6.0 Mercedes, respira a pleno pulmón con 800 CV, que mueven las ruedas traseras mediante un cambio secuencial de seis relaciones. Es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,7 segundos y supera los 320 km/h.

En el viejo Nürburgring, fue capaz de rodar en 6:47.500.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.