PT Cruiser con llantas de Bentley, el patito feo hecho cisne

PT Cruiser con llantas de Bentley, el patito feo hecho cisne

Dentro de la tendencia neoclásica de diseño que invadió el principio de los 2000 al PT Cruiser se lo consideró feo


Tiempo de lectura: 3 min.

Dentro de la influencia neoclásica de diseño que invadió el principio de los 2000, al PT Cruiser se lo consideró feo, pero a día de hoy puede ser un coche muy a tener en cuenta por jóvenes ávidos de un gran motor turbo y espacio interior, bien pensado, cuando conduces no acostumbras ver el coche por fuera. Y, además, si elegimos bien unas cuantas piezas, podemos mejorar enteros su imagen, como es el caso de este PT Cruiser con llantas de Bentley. El patito feo hecho cisne.

La subida de los precios de los coches de segunda mano es evidente, cualquier chatarra sube de los 3.000 €, y no digo que algunos lo merezcan, pero da la impresión de que todos los coches tienen una historia que contar única. Dentro de ese pozo en el que podemos ver modelos destrozados por altos precios, el modelo que hoy nos ocupa no está tan inflado de precio para ser el tope de gama de su época. Hubo pocos, el motor es durísimo y se presta a modificaciones, pero ¿cuál es el problema?

Su imagen, simple y llanamente su imagen. En su época era el feo, y contra su rival contemporáneo europeo, el Volkswagen Beetle, quedaba en evidencia en cuanto a su silueta. Pero quizá a día de hoy tenga su oportunidad, porque no están tan caros, porque existió una versión descapotable, y, como diría un amigo mío, con llantas y suspensión es bonito hasta un monovolumen. Y quizá las llantas instaladas en este PT Cruiser encajen por esa tendencia neoclásica, ya que Bentley seguía la misma tendencia, de forma mucho más acertada, todo sea dicho.

ptcruiserbentley(2)

Visto así y en este llamativo color azul, solo podemos imaginárnoslo con 100 CV más, un escape a la altura, unos buenos frenos, y la suspensión que ya lleva instalada. Puede ser realmente disfrutable, y sin pagar la riñonada que piden por más de un modelo más renombrado que ronda las páginas de segunda mano. Personalmente, me parece que es uno de los PT Cruiser más bonitos que he visto, pero quizá sea que el listón ya estaba por los suelos. Sea como fuere, su motor de 2,4 litros turbo, sí que hace que me apetezca sentir su empuje de la vieja escuela.

Acabo de ver uno descapotable del mismo azul que este por menos de 5.000 €, por lo que si su imagen no te resulta incómoda quizá sea el coche que estabas buscando. Su interior de piel y algunas partes pintadas en color de la carrocería hacen que el interior sea llamativo, a pesar de que todo el coche está basado en el Chrysler Neon de la época. Sus 223 CV son suficientes para mover sus 1.600 kg, y existe gran cantidad de piezas para mejorar su rendimiento, aunque su gran mayoría se encuentran en el mercado estadounidense.

El consumo es un poco alto, pero es el peaje de llevar un motor tan grande bajo el capó, tampoco es un coche pensado para la mayor eficiencia. Dicho esto, espero ver un puñado de PT Cruiser preparados con gusto por nuestras calles, de la misma forma que su propietario fue a contracorriente.

COMPARTE
Sobre mí

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.

Alejandro Delgado