Menu

Honda Jazz 2020, ahora solo disponible con mecánicas híbridas

Igual de polivalente que siempre, pero más eficiente

Honda Jazz 2020, ahora solo disponible con mecánicas híbridas

El Honda Jazz 2020 -Fit en Japón- acaba de ser presentado en el Salón del Automóvil de Tokio. Por primera vez se incorporará al mercado exclusivamente con tecnología de propulsión híbrida mediante dos motores eléctricos (generador e impulsor). Además, la nueva generación del pequeño monovolumen nipón mantiene el confort de marcha y el espacio interior líder en su clase.

El diseño del nuevo Jazz sigue unas líneas que, a buen seguro, serán familiares para aquellos que tengan en mente el modelo saliente, un tanto desconocido en España. Pero similar no significa igual, especialmente cuando hablamos de un coche que ha sido diseñado desde una hoja en blanco y estrena plataforma. En esta ocasión, la firma tokiota abandona las aristas y líneas rebuscadas en favor de unas formas mucho más fluidas, como ya hemos visto en el Honda e.

Gracias a las nuevas tecnologías de las estructuras, el pilar A es ahora la mitad de ancho que el del modelo anterior, lo que mejora la visibilidad horizontal delantera sin mermar en la rigidez estructural. El perfil vertical que maximiza el espacio y el alto invernadero permanecen, pero con líneas más curvas y luces, parachoques y capó rediseñados. Los limpiaparabrisas, de hecho, se han ocultado debajo de la parte superior del capó.

Honda Jazz 2020 Exterior (2)

Tras 14 años en el mercado y cuatro generaciones, el Honda Jazz sigue siendo un referente en la relación tamaño exterior-espacio interior

Alrededor de la parte posterior, las luces apiladas verticalmente del Jazz de generación anterior se han abandonado a favor de unidades horizontales más convencionales ubicadas debajo de la luneta trasera. La puerta del maletero corta a ras con el parachoques trasero, al igual que en el modelo que sucede, por lo que debería de haber un generoso espacio para cargar artículos voluminosos en el maletero, hasta ahora de 354 litros en un conjunto de apenas cuatro metros.

Otra novedad del Honda Jazz 2020 es la incorporación de la nueva variante Crosstar, dirigida a quienes prefieren un diseño con un estilo más crossover. Disponible con el mismo sistema de propulsión híbrido y con las mismas características en el interior que el modelo estándar, el nuevo Crosstar hace gala de una carrocería más alta, un diseño exclusivo de la parrilla delantera, una tapicería resistente al agua y barras de techo integradas.

Honda Jazz 2020 Exterior (7)

El diseño del interior refleja la limpieza del exterior, completado por un cuadro de instrumentos de fácil lectura. Los asientos delanteros, más anchos y con diseño estabilizador del cuerpo, incluyen soportes acolchados que alivian la fatiga en los desplazamientos largos, sustituyendo a los anteriores cuya configuración era de muelles. Además, el mullido de los mismos, ahora de mayor grosor, ofrece una mayor comodidad para todos los ocupantes.

Para maximizar la amplitud el depósito de combustible se ha ubicado bajo los asientos delanteros, una característica única en su clase y ya vista antes en el Civic

El sistema de infoentretenimiento está conformado por una pantalla táctil con conectividad inalámbrica para smartphones mediante Apple CarPlay y Android Auto, además de un punto de acceso Wi-Fi. En cuanto a sistemas de asistencia a la conducción, el paquete Honda Sensing incluye, entre otros, una cámara de alta definición, sistema de frenado de emergencia con reconocimiento de peatones y ciclistas o control de crucero adaptativo.

Honda Jazz 2020 Interior (1)

Pero quizás lo más destacado del Honda Jazz 2020 es su sistema de propulsión bimotor e: HEV. Será el primer Honda en usar la nueva tecnología y el primer modelo en obtener la nueva marca e: Technology que poco a poco aparecerá en todos los productos electrificados de la firma. Con el objetivo declarado de Honda de ofrecer una gama de modelos completamente electrificados en Europa para 2022, no se ofrecerán motores de gasolina o diésel.

Los detalles sobre el sistema híbrido siguen siendo escasos por no decir nulos, pero Honda afirma haber priorizado la experiencia de conducción por la que el Jazz ha sido conocido en el pasado, así como las ganancias en términos de eficiencia. Seguramente, la configuración mecánica será similar a la del CR-V Hybrid, el cual emplea un bloque de 2 litros de gasolina asociado a una transmisión CVT (variador continuo); en el Jazz se adoptará un motor térmico más pequeño.

El Jazz será el primero en la línea de la marca en ofrecer solo un tren motriz híbrido, con otros modelos que pronto seguirán su ejemplo. Honda anunció a principios de este año que todos sus modelos con motor de combustión en Europa se ofrecerán con motores híbridos para 2025. Tras el lanzamiento del Jazz en 2020, el próximo modelo electrificado será el Civic en 2021.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.