El nuevo Volkswagen ID.4 ya es real y llegará a Europa antes de que finalice 2020

El nuevo Volkswagen ID.4 ya es real y llegará a Europa antes de que finalice 2020

Los precios en Alemania arrancan en 49.950 euros


Tiempo de lectura: 6 min.
Volkswagen sigue ampliando su gama de modelos eléctricos sobre la ya famosa plataforma MEB y presenta la siguiente iteración en formato SUV, o casi, porque el nuevo Volkswagen ID.4, aunque se anuncia como SUV, se parece más a lo que llaman “wagon” en Estados Unidos, una mezcla entre furgoneta y monovolumen que en el caso del Volkswagen ofrece una imagen bastante conseguida. Sobre todo comparado con su hermano de gama, el ID.3.

Pero dejando temas intangibles y tan personales como el diseño, el nuevo Volkswagen ID.4 es una de las apuestas más fuertes de la marca por esta tecnología de la que, no nos olvidemos, quiere ser referente mundial. Y para ello pretende vender 500.000 unidades al año del ID.4 para el año 2025, una cifra espectacularmente alta que no nos sorprendería si finalmente lo logran, ya que en Wolfsburgo parecen saber algo que los demás no sabemos. Casi todo lo que hacen tiene éxito y con su nueva gama eléctrica las cosas no serán diferentes, ni mucho menos.

Y no será por ganas o por capacidades de producción, porque el SUV ID.4 saldrá de tres plantas diferentes, situadas en tres continentes diferentes: Europa y China en primera instancia y desde 2022, también se montará en Estados Unidos. El objetivo, como se ha dicho antes, es convertirse en un referente en tecnología eléctrica y en el primer fabricante de coches eléctricos por volumen. Las ganas vienen por los 11.000 millones de euros que invertirán hasta 2024 para lograr sus objetivos. Consecuencia, por otra parte, del Dieselgate, un cambio de paradigma completo.

volkswagen id 4 (7)

El Volkswagen ID.4 tendrá hasta 520 kilómetros de autonomía

Llevamos tiempo pendientes de este lanzamiento, es uno de los más importantes para la marca por su posicionamiento en el mercado, el segmento de los SUV compactos, y por sus objetivos de ventas, que no son precisamente comedidos. Volkswagen va a por todas y para ello se hace necesario un ataque a gran escala y sin miramientos. Y parte de ese ataque es el ID.4, un SUV de diseño bastante vanguardista para estar firmado por la marca que lo firma aunque no evita lazos con el resto de modelos convencionales, al igual que evita formas extrañas o líneas recargadas. Es, en definitiva, muy Volkswagen a pesar de su mayor atrevimiento en cuanto a diseño o colores.

Muy Volkswagen también resulta en su concepción y en su configuración, ya que todo lo que tiene que ver con el bastidor y con los sistemas ya lo conocemos de otros modelos. Esta compañía alemana sabe explotar al máximo las sinergias de grupo y sacarles un buen provecho. Así, el ID.4 se emparenta en casi todo con el Škoda Enyaq, aunque es algo más corto que el modelo checo, con 4,58 metros de longitud (100 milímetros menos que el Enyaq). Sin embargo, bajo su metálica piel todo es igual, o casi, ya que comparten plataforma MEB, baterías, motores y todo lo que tenga que ver con la técnica, pero con una “personalidad” diferente. Ya se sabe que cada marca le imprime su propio carácter a cada coche.

La primera versión que llegará a los concesionarios es ya tradicional First Edition, limitada a 27.000 unidades para todo el mundo y que estará animada por la versión del motor eléctrico con 204 CV junto a las baterías de 77 kWh (netos, brutos son 82 kWh y según Volkswagen, tras 160.000 kilómetros conservará el 70 % de su capacidad), suficientes para una autonomía de 520 kilómetros. Más adelante, según avance su comercialización, irán llegando el resto de versiones, con opciones que llegarán hasta los 306 CV, aunque la más vendida será sin lugar a dudas la animada por el motor eléctrico de 150 CV y propulsión.

Para las recargas, el nuevo Volkswagen ID.4 admite hasta 125 kW de potencia, logrando reducir los tiempos hasta los 30 minutos para autonomías de 320 kilómetros, allí donde exista toda esa potencia disponible.

volkswagen id 4 (47)

Solo cinco plazas, aunque un buen maletero

Una de las diferencias entre el primo checo y el alemán, es la configuración del interior. El Volkswagen ID.4 solo se ofrecerá con cinco plazas, se espera que más adelante llegue una versión con la batalla más larga y mayor capacidad interior, pero por el momento el ID.4 solo acogerá a cinco personas y su equipaje, gracias a un maletero de 543 litros ampliables hasta los 1.575 litros abatiendo los asientos traseros.

Aunque aparentemente parece tener mucha superficie frontal, el Cx anunciado por la marca es de 0,28 (un poco por encima del Enyaq, que anunció 0,26), lo que ayuda a mejorar autonomía y consumos. Los coches eléctricos están explotando las bondades de la aerodinámica al máximo, aunque en lugar de buscar apoyo y agarre en curva, buscan la mínima resistencia al avance. Por eso tienen formas tan curvas y suaves, para evitar turbulencias y permitir que el flujo de aire circule por la carrocería sin inconvenientes.

El diseño del habitáculo es muy similar al del Volkswagen ID.3; es decir, bastante simple pero con detalles futuristas típicos de los coches eléctricos. La combinación de colores será lo más curioso de todo, con algunas zonas de color blanco como el volante o la zona de los elevalunas de la versión First Edition, que prometen acabar tirando a gris con el paso del tiempo. El resto de acabados interiores serán algo más normales, con el color negro como nota predominante, junto a una ausencia total de botones físicos.

Se montan asientos con certificado de calidad AGR (de una asociación de fisioterapeutas y médicos alemana a la que suele recurrir Opel) y la tapicería se confecciona con materiales veganos y sostenibles. La instrumentación es digital en todos los casos, y como detalle llamativo, la transmisión se maneja desde un mando a la derecha de la pantalla de la instrumentación, un pequeño satélite que sobresale por el borde derecho.

En cuanto a equipamiento, el Volkswagen ID.4 tiene todo lo que se puede esperar de un coche que tendrá un precio que arranca en 49.950 euros en Alemania. Es decir, no falta todo tipo de conectividad con dispositivos móviles (Apple CarPlay y Android Auto incluidos), el equipo multimedia es compatible con Mirror Link, tendrá control por voz diciendo “Hola ID”, servicios conectados We Connect Star, head-up display con realidad aumentada para las versiones más equipadas y todos los sistemas de seguridad habidos y por haber.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba', algo digno de que me cortaran los dedos. Pero hoy me gano un sueldo como redactor, ¡las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores la charla sería de órdago y si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia.

12
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Reverfons
Jefe de Equipo
Reverfons

Este bicho lleva frenos de tambor traseros… Es una broma?

¿Por qué el Volkswagen ID.4 lleva frenos de tambor traseros?

Pablo Mayo
Editor

Esto confirma lo que comentaba antes: ahorro de costes. En realidad los eléctricos no necesitan mucho de los frenos debido a la frenada regenerativa, así que no debe suponer un problema; pero me parece un atraso hoy día recurrir a los tambores, cuando un disco y su pinza no son tan caros y son mucho más fiables y eficientes frenando. Pueden maquillarlo con la resistencia a la rodadura, pero no cuela.

Reverfons
Jefe de Equipo
Reverfons

Esta claro que se podrá vivir con ello pero es un paso atrás, a peor vaya, por ahorro de costes, no se entiende realmente otro motivo. Muchas otras marcas están sacando eléctricos con los 4 frenos de disco, y no solo un tesla o un taycan, incluso en coches pequeños como el corsa o el 208, y tiene sentido más que nada por el peso que se gastan los eléctricos, no se yo bajando un puerto o en una frenada de emergencia si el tambor va a dar la talla. El problema es que como son detalles que la mayor… Leer más »

Reverfons
Jefe de Equipo
Reverfons

Con la refrigeración líquida o por aire pasa parecido, normalmente se monta líquida porque es mejor para cualquier circunstancia de temperatura exterior, pero ya el nuevo Zoe ha montado por aire por ahorro de costes, y es uno de los eléctricos más vendidos… Veremos a ver cómo afecta en rendimiento y durabilidad este tipo de refrigeración de baterías, especialmente en un país como el nuestro con el clima que hay en verano y las temperaturas que se alcanzan en tráfico urbano en los puertos días del verano. Esperemos que las baterías vayan bajando de precio y todos estos apaños para… Leer más »

Pablo Mayo
Editor

Pues ya te digo que la refrigeración por aire afecta negativamente al rendimiento de la batería. Las baterías rinden mejor a 30-35 grados centigrados, y la refrigeración líquida es la mejor para mantener esa temperatura constante. Aunque inyectes aire del habitáculo no vas a conseguir el punto óptimo de funcionamiento.

Reverfons
Jefe de Equipo
Reverfons

Que mandos del cambio más raros!?… Llevará levas? Porque sino pasar a posición B yendo casi en la pantalla de instrumentación va a ser unas risas, a priori no parece muy ergonómico ese detalle. Por lo demás viendo las fotos de este y el enyaq me da mejores sensaciones el interior del Skoda, VWG siempre va a tener muchas ventas por ser quién es, pero me atrevería a decir que es un producto más redondo el enyaq que el id4, y ya como tengamos en cuenta el precio… No se cómo no les tiembla ni un pelo a los de… Leer más »

Pablo Mayo
Editor

Totalmente de acuerdo. Hasta que los eléctricos con autonomía de 400 km no lleguen a los 25.000 €, no se van a vender en masa. Tesla ya ha anunciado que eso llegará en pocos años, veremos.

cacho_perro
Invitado
cacho_perro

Yo tengo esperanzas en la tecnología de baterías de estado sólido, que prometen mayor densidad energética a menor coste y que los japos van a empezar a fabricar masivamente en poco tiempo, a ver si es verdad….

Un saludete

Pablo Mayo
Editor

Precio de coche “premium” e interior de utilitario económico. Entiendo que la mayor parte del coste es debido a las baterías, pero podrían haberse esforzado un poco más con las calidades interiores.

Reverfons
Jefe de Equipo
Reverfons

Pues efectivamente, y no es más primera vez que hacen algo así, el t-roc tiene precio de golf y acabados de polo, y el t-roc cabrio igual de acabados y vale como un Passat… Esto de los SUV les da un margen comercial a las marcas que no veas


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico industrial de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir ;)

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba', algo digno de que me cortaran los dedos. Pero hoy me gano un sueldo como redactor, ¡las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores la charla sería de órdago y si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.

Javier J. Navarro

Javier es más conocido por hablar de finanzas y economía, pero ha estado obsesionado con los coches desde que sabía pronunciar los nombres de los modelos.