Menu

Coche del día: Dacia Duster

Pagar lo justo por un SUV, que no te engañen salvo que quieras un montón de extras

Coche del día: Dacia Duster

El objetivo que tenía Dacia con el Duster era introducir un 4×4 robusto, polivalente y accesible, tanto en el mercado europeo como en mercados emergentes como Oriente Medio, Brasil, Rusia, Méjico, paises del Magreb… En esas zonas empezaban a tener una clase media que deseaba aumentar su reconocimiento social pero era incapaz de acceder a los SUV importados debido a sus elevados precios. El Dacia Duster ofrecía versiones 4×2 y 4×4, ambas de peso contenido, con 1.200 kg y 1.330 kg respectivamente. Se fabrica en la factoría rumana de Pitesti desde su aparición.

Nació con mecánicas Renault claramente conocidas y de sobra robustas, una de gasolina -1.6 16v de 110 CV- y dos diésel -1.5 dCi de 85 CV y 105 CV-. Tiene el típico aspecto de un SUV, con un ángulo de ataque de 30 º y uno de salida de 35 º, con una altura libre al suelo de más de 200 mm, pasos de rueda ensanchados, protecciones de carrocería y un paragolpes bastante prominente. Con unas medidas de 4.31 m de largo por 1,82 m de ancho junto con un maletero de 475 litros tiene espacio suficiente para una familia media.

La versión 4×4 puede permitir tres tipos distintos de funcionamiento:

  • Modo 4×2, se comportaba como un tracción delantera
  • Modo Auto, dependiendo de las condiciones de adherencia del firme, si este es bueno se comporta como un tracción delantera, si se pierde adherencia parte del par pasa al eje trasero, y si la adherencia es muy mala pasamos a un reparto del 50%-50%
  • Modo Lock, que reparte de forma permanente el par al 50% entre ambos ejes, ideal para superficies como barro, nieve, tierra, arena, grava…

Este sistema no se desarrolló para Dacia, sino para Nissan.

Dacia Duster 2013

Dacia Duster (2013)

En su lanzamiento poseía un razonable equipamiento, pues contaba con ABS, EBD, BAS, airbags frontales y laterales, cinturones con limitador de esfuerzo de tres puntos y pretensor pirotécnico, y una garantía de tres años o 100.000 kilómetros. Pero claro, nadie daba duros a tres pesetas, y a cambio de este precio tan contenido los materiales eran poco vistosos, con una calidad de construcción muy justita, insonorización deficiente, asientos que no eran un prodigio de comodidad y la ergonomía no era tampoco su fuerte.

Después de un restyling prematuro y varias ediciones especiales, llegó la segunda generación el año pasado

Volvamos al presente y observaremos las muchas mejoras que ha sufrido el modelo, manteniendo sus principales virtudes. Continúa siendo el SUV más barato del mercado con una confortable suspensión. Mejora en otros muchos aspectos, como el aislamiento acústico, la calidad de fabricación y la gran disponibilidad de elementos de equipamiento. En contraste, da algún pequeño paso atrás, como la disminución del maletero, pasando de 475 litros a 445 litros la versión de tracción delantera. Sigue manteniendo su gran altura libre al suelo -21 cm-, una suspensión mejorada y la versión 4×4 tiene unas aptitudes off-road superior a muchas de sus alternativas.

En su interior son evidentes sus mejoras. Tiene un diseño más moderno y vistoso, mejor calidad de construcción y ergonomía de los mandos, junto a unos asientos más cómodos; también se le ha dotado de mayor cantidad de huecos portaobjetos. A nivel de seguridad nos encontramos programador de velocidad, sensores de aparcamiento, airbags laterales de cortina, climatizador automático, presencia de vehículos en ángulo muerto y un largo etcétera que podemos conocer con detalle mirando su ficha técnica.

Dacia Duster 2017

Dacia Duster (2017)

Viene acompañado por cuatro mecánicas, dos de gasolina -SCe de 114 CV, TCe de 125 CV- y dos de gasóleo -dCi de 109 CV, que puede ir asociado a un cambio automático de doble embrague, y otro dCi de 90 CV-. También dispone de una versión de gas licuado de petróleo (GLP) para los que quieran economía de uso sin pagar el peaje de uso de los motores diésel.

¿Podemos considerarlo un coche de calidad y equipamiento justo a un precio justo? Tenemos que estar atentos a las opciones, y entonces  nos haremos un planteamiento diferente

¿Cuál es el éxito de este coche? Dacia es totalmente consciente de lo que ofrece, un vehículo muy vistoso de la categoría que más se vende actualmente -SUV- con unas calidades más que aceptables y un buen nivel de equipamiento tanto en seguridad como en infoentretenimiento, con navegación GPS compatible con Bluetooth, pero no con Android Auto ni Apple Car Play; y todo con un precio muy correcto sin engañar a la gente; no pagarás una fortuna por llevar una doble hélice o una estrella en el capó. Una elección muy lógica… excepto para aquellos que no pueden gastar tan poco.

COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

1
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
SergioQ4
Invitado
SergioQ4

No acepto este auto en esta sección de ningún modo!


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.