Coche del día: Aston Martin V12 Vanquish (Mk. I)

Coche del día: Aston Martin V12 Vanquish (Mk. I)

El coche oficial de James Bond en "Muere otro día"


Tiempo de lectura: 6 min.

El Aston Martin V12 Vanquish de primera generación se fabricó y vendió durante el período 2001-2007. Se presentó en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2001 y su diseño se debe a Ian Callum y Dilip Chhabria. Fue el coche oficial de James Bond en la película “Die Another Day” (Muere Otro Día), la última protagonizada por Pierce Brosnan, con equipamiento extra como asiento eyectable, armamento diverso o un dispositivo para camuflarse.

Sucedió al ya veterano Virage y le reemplazó el DBS. Estaba muy influenciado por el prototipo Project Vantage Concept, presentado en el North American International Auto Show de 1998. Mostraba bastantes parecidos con su hermano, el Aston Martin DB7 Vantage. También sirvió de base para los prototipos del Zagato Roadster y el Bertone Jet 2, ambos presentados en el Salón Internacional del Automóvil de Ginebra de 2004.

El Aston Martin V12 Vanquish era uno de los coches más sofisticados y tecnológicamente más avanzados de su época. Fue el buque insignia de la marca y el segundo modelo en llevar bajo su capó un V12, junto al mencionado DB7 Vantage. Se construyó en la factoría británica de Newport Pagnell (Buckinghamshire) hasta el cierre de la misma, y se ofrecía en dos configuraciones: biplaza o 2+2.

Aston Martin Project Vantage 1998

Aston Martin Project Vantage (1998)

El chasis utiliza aluminio extruido, fibra de carbono y materiales compuestos que forman una célula de supervivencia monocasco, con zonas programadas para la absorción generada en caso de choque tanto por delante como por detrás. La estructura principal de este chasis, incluyendo el suelo y los mamparos delanteros y traseros, están formados por secciones de aluminio extruido, unidas por remaches alrededor del túnel central de transmisión, construido íntegramente en fibra de carbono. Las secciones laterales del chasis son de una pieza, y los pilares A también están realizados en fibra de carbono.

Su chasis de acero, aluminio y fibra de carbono, junto a la carrocería de aluminio casi en su totalidad, junto a un propulsor de 5,9 litros y dos niveles de potencia -460 o 528 CV- le otorgaban unas prestaciones de primera. Su caja de cambios manual era tan buena que se ofrecía de manera opcional para sustituir las automáticas de  modelos ya existentes

El subchasis delantero es una mezcla de piezas y elementos de acero, aluminio y fibra de carbono, donde se anclan mediante tornillos el motor, caja de cambios y suspensión. Delante de todos ellos se sitúa una estructura de refuerzo adicional compuesta por la rejilla de admisión de aire, los radiadores del motor y del climatizador, así como los intercoolers. El suelo del coche es plano para facilitar la canalización del aire hacia la parte trasera y mejorar la aerodinámica a alta velocidad.

Todos los paneles que constituyen la carrocería, incluyendo puertas, aletas, techo, capó y portón del maletero están construidos en aluminio prensado, unidos de forma artesanal al chasis para garantizar unos ajustes y acabados perfectos. La integridad estructural, la rigidez torsional y protección de los ocupantes presenta unos elevados estándares de eficiencia. Su elevado equipamiento, con materiales noble como el cuero, así como su gran tamaño lo convertían en un verdadero GT de elevado peso, con más de 1.800 kg.

Aston Martin V12 Vanquish 2001 2

Aston Martin V12 Vanquish (2001)

El coupé de dos puertas medía 4.665 mm de largo, 1.932 de ancho y 1.318 de alto. La plataforma tenía una batalla de 2.690 mm y unas vías de 1.572 y 1.584 mm delante y detrás, respectivamente. El maletero era pequeño para el tamaño del coche, con tan solo 241 litros. Su motor era un V12 a 60º de 5,9 litros (5.935 cm3) que entregaba 460 CV de potencia a 6.500 RPM y 542 Nm de par máximo a 5.000 RPM. La distribución era mediante doble árbol de levas en cabeza (DOHC) y cuatro válvulas por cilindro.

Este motor se diseñó por el Centro de investigación de Ford en Estados Unidos. La marca del óvalo era la casa matriz donde estaba integrada Aston Martin, y aunque el motor compartía elementos de motor Ford Duratec V6 de 3 litros, las afirmaciones malintencionadas de que el V12 del Vanquish eran dos motores Ford unidos de los anteriormente mencionados son totalmente falsas.

La caja de cambios era semiautomática secuencial, de seis marchas y con levas en el volante, transmitiendo la potencia a las ruedas traseras. Esta caja fue duramente criticada por su manejo y su baja eficiencia. Podía alcanzar los 306 km/h y acelerar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos.

Las malas lenguas decían que su V12 era simplemente la unión de dos bloques V6 de 3 litros Ford Duratec, aunque es cierto que compartía elementos del V6 de Ford

Aston Martin V12 Vanquish S 2004 5

Motor del Aston Martin V12 Vanquish S (2004)

El equipo de frenos constaba de discos ventilados en ambos ejes, con 379 mm de diámetro delante y 330 mm detrás, complementado con ABS. Calzaba neumáticos de medidas 255/40 ZR19 delante, en llantas de 9 pulgadas de garganta, y 285/40 ZR19 detrás, en llantas de 10 pulgadas de garganta. Las suspensiones eran independientes en ambos ejes, de doble brazo, con muelles helicoidales, amortiguadores monotubo y barras estabilizadoras.

Hasta el Salón del Automóvil de París de 2004 no experimentó cambios. Se presentó entonces como Aston Martin V12 Vanquish S, con ligeras modificaciones estéticas como una parrilla más grande, un nuevo difusor delantero y un alerón trasero para mejorar la estabilidad a altas velocidades, unas nuevas ruedas y un motor más potente. Rendía 528 CV a 7.000 RPM y 577 Nm a 5.000 RPM de par motor, que le hacían mejorar sus prestaciones, con una velocidad punta de 321 km/h y rebajaba la aceleración de 0 a 100 km/h en 0,2 segundos, hasta los 4,7.

Se rediseñó la geometría de la dirección, se mejoraron frenos y suspensiones y se actualizó el interior. Ya podía hablar de tú a tú a rivales de la talla del Porsche 911 GT2 o el Ferrari 575M Maranello. La despedida se hizo una tirada limitada de 40 unidades denominada V12 Vanquish S Ultimate Edition, pintadas en un color negro Ultimate Black, con una placa numerada cada una de ellas y unos nuevos tapizados.

Aston Martin V12 Vanquish S 2004 1

Aston Martin V12 Vanquish S (2004)

Es interesante comentar que fue la primera que se ofrecía con transmisión manual para un modelo de la marca. Fue tal el éxito de esta caja manual que Aston Martin la ofrecía de forma opcional a todos los modelos fabricados anteriormente, a un precio de 13.250 libras, unos 20.200 euros de ahora mismo. Cada una de estas unidades costaba 273.000 euros. De esta primera generación se matricularon un total de 2.578 unidades, de las cuales 1.489 eran de la primera versión.

Por otra parte, hay que recordar que Callum Design -aventura empresarial de Ian Callum en solitario- anunció 25 unidades del V12 Vanquish con los adelantos de los coches modernos en 2019. Cada uno de ester V12 Vanquish actualizados costará… un ojo de la cara.

Calcula cuánto cuesta asegurar un Aston Martin Vanquish con nuestro comparador de seguros.

Comparador de seguros de coche
COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

1
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Raul
Invitado
Raul

A mi este Aston Martin me tuvo siempre enamorado


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.