Menu

ZF presenta su nueva transmisión de ¡dos! velocidades

Únicamente para vehículos eléctricos de hasta 340 CV

ZF presenta su nueva transmisión de ¡dos! velocidades

Los motores eléctricos tienen un amplio rango de revoluciones, producen mucho par a bajas revoluciones por minuto y son lo suficientemente eficientes en esa banda. Por esa razón, la mayoría de los vehículos eléctricos se conforman con una transmisión de una sola relación, es decir, directamente al diferencial. Sin embargo, ZF acaba de lanzar al mercado una nueva caja de cambios de dos velocidades que puede producir aún más beneficios en algunos modelos.

Dedicada únicamente a los vehículos eléctricos, ZF cree que su tecnología puede mejorar la eficiencia sin ocupar una cantidad de espacio innecesariamente grande, que solo funcionaría en contra de los esfuerzos de la nueva transmisión. Esta nueva unidad de dos velocidades está programada para cambiar a 70 km/h. Puede funcionar con otros sistemas para, por ejemplo, elegir cuándo cambiar según la topografía de circulación.

Para aumentar el rendimiento del nuevo sistema de transmisión por eje eléctrico, ZF aprovechó su experiencia en sistemas para desarrollar un nuevo motor eléctrico con una potencia máxima de 140 kW (190 CV). “Para los vehículos eléctricos de uso diario es importante obtener la mayor autonomía posible. Cada porcentaje de mejora en la eficiencia de conversión de energía se traduce en un 2% más distancia”, afirmó Bert Hellwig, jefe de System House en la división de movilidad electrónica de ZF.

ZF EV transmisión (2)

En un futuro próximo, ZF también lanzará una versión de 250 kW (340 CV) sobre esta misma caja de cambios

Casi todos los coches eléctricos convencionales integran sus motores eléctricos con una transmisión de una sola velocidad, a menudo con una relación de 10:1. Es barato, sencillo y eficaz. Al igual que la unidad de transmisión de Tesla, por ejemplo, integra un motor eléctrico y una reducción de engranajes, todo en una sola unidad. No es algo nuevo tampoco, ya que otros fabricantes como el croata Rimac ofrece múltiples velocidades, y también lo hacen algunos monoplazas de Fórmula E.

Quizás lo más importante es que el elemento de cambio de dos etapas debería permitir a un fabricante de automóviles cambiar mejor la aceleración y la velocidad máxima. “Hasta ahora, con los motores eléctricos los fabricantes tenían que elegir entre un par motor inicial alto y una velocidad máxima alta”, explica Hellwig. “Ahora estamos resolviendo este conflicto y la nueva unidad será compatible con el rendimiento y los vehículos más pesados, como por ejemplo aquellos que arrastran un remolque».

Al ajustar las relaciones entre ambos engranajes, la velocidad máxima de los coches eléctricos -uno de sus puntos débiles- podría aumentar sensiblemente sin mermar las prestaciones a velocidades inferiores y sin degradar la autonomía en exceso. De hecho, los fabricantes automotrices podrían combinar esta nueva transmisión con una batería más pequeña, reduciendo el peso en vacío mientras mantienen la autonomía, o podrían usar la misma batería para un ampliarla.

El primer coche de producción en serie donde podremos ver este tipo de transmisión será en el próximo Porsche Taycan, aunque no sabemos si confía en la solución propuesta por ZF o en otra de una empresa distinta. Lo que sí sabemos es que ZF ha llegado a un acuerdo con FCA para montar sus revisadas cajas de cambios de ocho velocidades en sus próximos vehículos híbridos.

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

5
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Rest
Invitado
Rest

Y con el tiempo irán incorporando una tercera y luego una cuarta y luego una quinta y así sucesivamente reclamos hasta cincuenta años vista.

Pablo Mayo
Editor

No tengo claros los beneficios, frente a las desventajas del mayor peso. Ten en cuenta que estas cajas deberán aguantar un par bastante mayor al de los motores de combustión.

Rest
Invitado
Rest

Claro, si hablan de eficiencia a la vez incrementan el peso y a su vez no salen las cuentas….mal enfocado.

Su punto fuerte se podría centrar en lo que bien explicas: ofrecer un plus de versatilidad dependiendo del uso en un momento/lugar determinado.

Javier Costas
Editor

No veo en absoluto que en los eléctricos vayamos a ver tantas velocidades. Solo tienen sentido para ir a una velocidad muy superior a 100 km/h…

Rest
Invitado
Rest

Hola, Javier; las hemos visto de dos, tres y cuatro velocidades. La de dos se llegó a comercializar en las primeras unidades del Tesla Roadster, aunque finalmente fueron descartadas por su poca resistencia/fiabilidad. De tres y cuatro han llegado a ser desarrolladas sin esos lastres, pero pecaban de mucho peso y gran voluminosidad. Buenos intentos, no obstante inviables. Esta nueva ZF es más liviana y compacta con dos, y es probable se vayan dejando seseras con el propósito de incrementar una mayor flexibilidad de par según necesidades a la postre de eficacia y eficiencia en rendimientos tales como sub-demandas: urbana,… Leer más »


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.