El Alfa Romeo Giulia GTA luce pedigrí con libreas históricas de carreras

El Alfa Romeo Giulia GTA luce pedigrí con libreas históricas de carreras

Decoraciones inspiradas en los míticos Giulia GTA de mediados de los 60 y comienzos de los 70


Tiempo de lectura: 4 min.

El pasado día dos de marzo Alfa Romeo sorprendió a todo el mundo con el lanzamiento del Alfa Giulia GTA, una versión super radical del sedán italiano que además, recupera unas siglas míticas en la marca fuertemente ligadas al mundo de las carreras. Un coche que también llega en el 110 aniversario de Alfa Romeo, momento de celebración aunque no se encuentren en su mejor momento comercialmente hablando.

Con los Giulia GTA y GTAm, la marca quiere reivindicar su condición de fabricante de coches pasionales y de altas prestaciones, siguiendo el camino que se marcó en su momento con el Alfa Romeo 4C, con el Alfa Stelvio y nuestro protagonista, el Giulia. Y la mejor manera de potenciar todo lo posible esa faceta circuitera es más potencia, menos peso, mucha fibra de carbono y una estética que si bien, resulta muy espectacular, quizá pierda un poco el equilibrio de líneas de todo Giulia en favor de un poco de “macarrismo”, que si se hace con estilo, nunca está de más.

La primera aparición del Giulia GTA fue en el año 1965, desarrollado por Autodelta, la división de competición de la marca por aquel entonces, sobre la base del Giulia GT. En esta ocasión, la base tomada como punto de partida es el Giulia Quadrifoglio Verde, con un bloque V6 de 2.9 litros y 510 CV desarrollado con la ayuda del equipo técnico de Ferrari. A este motor se le exprime un poco más, hasta los 540 CV, pero se le encarga menos peso para mover, en concreto 100 kilos menos logrando una relación peso-potencia de 2,82 kilos por caballo. La marca afirma que es la mejor relación peso-potencia de su clase, que si se compara con uno de los máximos rivales como es el BMW M3 (431 CV para 1.610 kg), podemos apreciar que efectivamente, es mejor.

alfa romeo giulia gtam (2)

Solo habrá 500 unidades de los Alfa Romeo Giulia GTA y GTAm, fabricados ambos de forma casi artesanal y, para que sean coches todavía más especiales, se podrán solicitar con decoraciones míticas de competición y así darle más peso al apartado histórico de las siglas “Gran Turismo Allegerita” al combinarlas con los colores más famosos de la marca en las carreras. Desde la marca aseguran que se ha buscado que este proyecto sea aún más relevante para el espíritu y carácter especial de estas versiones.

Los responsables de adaptar las combinaciones de colores a las formas del Giulia GTA han sido los especialistas del Centro Stile Alfa Romeo y por supuesto, han puesto especial énfasis en recrear claramente las libreas del “viejo” Giulia GTA. Destacan las combinaciones con la “marcara” blanca en el frontal, tan típica de los coupés italianos en competición en la década de los 60. También hay versiones con franjas que atraviesan la carrocería.

Igualmente se han creado dos ediciones de decoraciones especialmente inspiradas en épocas pasadas, como la ocre y blanca, usada por los Alfa Romeo 1750 GTA y Alfa Romeo 2000 GTAm que ganaron el Campeonato de Europa de Turismos en 1970 y 1971 respectivamente. No menos famosa es la combinación de rojo y amarillo, que básicamente es igual a la blanca y roja pero sustituyendo el blanco por el amarillo. Dicha decoración surgió de la necesidad de diferenciar a los pilotos en carrera y que ganó el Campeonato de Europa de Turismos en 1971 y 1972.

alfa romeo giulia gtam (11)

Los clientes podrán solicitar una de estas decoraciones para sus coches, con el añadido de poder contar con el número que ellos prefieran en las puertas delanteras, junto a una lona Goodwood para cubrir el coche con una decoración igual a la elegida para el coche. Si esto parece poco, la compra de cada unidad será única y específica, con un especialista de la marca asistiendo y asesorando al comprador durante todo el proceso de forma personalizada, se le suma un curso de conducción impartido por la Academia de Conducción Alfa Romeo, una equipación completa de carreras Alpinestar, casco Bell personalizado y, para rematar, se puede solicitar la entrega del coche en uno de los lugares míticos de la marca, como los talleres de Autodelta en Balocco.

Como cabe esperar, los Alfa Romeo Giulia GTA y Giulia GTAm no son coches baratos. Los precios arrancan en los 143.000 euros para el Giulia GTA y en 147.000 euros para el Giulia GTAm. Estos precios son iguales para todos los mercados europeos donde se comercializa la marca.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.