BMW ofrece asientos calefactables por suscripción a clientes que ya los habían contratado

BMW ofrece asientos calefactables por suscripción a clientes que ya los habían contratado

Sucedió en Corea del Sur, motivado por un error en su base de datos, según la marca


Tiempo de lectura: 4 min.

Hace unos días publicamos un artículo aquí en el que revisamos, de forma somera, el nuevo paradigma al que nos dirigimos en cuanto a la generalización de los servicios por suscripción en nuestros vehículos. Una nueva situación que se va configurando poco a poco a medida que los fabricantes nos van desvelando cómo entienden este tipo de servicios y de qué manera los presentan ante los clientes.   

Recientemente, BMW se ha visto envuelta en una polémica a raíz de haber enviado una oferta para adquirir asientos calefactados por suscripción a compradores que ya habían contratado este equipamiento en su vehículo. La marca se disculpó por lo que, según afirmaron, tan solo era una consecuencia de un error en sus bases de datos. Se pone de manifiesto que, a la hora de conseguir persuadir a los clientes para que no solo entiendan, sino que también acepten la imposición de un muro de pago por estos servicios, las marcas se enfrentan a un importante desafío en cuanto a la comunicación. 

Tras ese malentendido, localizado en Corea del Sur, la marca ha tenido que pronunciarse para tratar de reducir la tensión y las preocupaciones entre sus clientes y fanáticos. Tras ofrecer las explicaciones ya vistas acerca de lo sucedido con sus clientes en el país asiático, han defendido las ventajas para los conductores de los servicios de suscripción, basadas en la posibilidad de que estos atiendan necesidades puntuales en cuanto al equipamiento de los vehículos. Esta es una de las caras buenas de este nuevo paradigma, como ya tratamos en su momento en el artículo mencionado más arriba, y BMW afirma que los clientes terminarán por acostumbrarse a que determinadas funciones exijan el pago de una suscripción para disfrutar de ellas en sus coches. 

“Sabemos por nuestros clientes que sus necesidades de movilidad no son tan invariables a lo largo del tiempo como solían ser”, Torsten Julich, portavoz de BMW en declaraciones a Bloomberg

Servicios por suscripción BMW 04

No es la primera vez que el fabricante bávaro debe lidiar con las consecuencias de una estrategia confusa en cuanto a los servicios por suscripción. En 2018, desde BMW se ofrecieron los servicios de Apple CarPlay a través de un pago periódico de carácter anual. No tardaron demasiado en dar marcha atrás a esta medida, debido a que los usuarios no terminaban de aceptar este muro de pago, o incluso lo esquivaban con relativa facilidad, introduciéndose en el código informático de sus vehículos. Además, ningún otro fabricante exigía el pago de una suscripción para acceder a este servicio. 

En aquel momento, antes de retirar el muro de pago para acceder a la conectividad con Apple CarPlay, BMW intentó transformar esa necesidad de pago anual por una suscripción “de por vida” –20 años, en realidad– mediante un pago único, que es un concepto por definición un tanto cuestionable. Esto se repite ahora, por ejemplo, con los asientos calefactables

Resultará interesante conocer cómo responde BMW a las críticas acerca de su política sobre los servicios por suscripción. Es de esperar que la marca se enroque en su postura, como ha sucedido en otras ocasiones. Fueron cuestionados cuando en 2001 presentaron el controlador iDrive para la gestión del infoentretenimiento de sus vehículos, y se mantuvieron firmes en su decisión para lograr finalmente una aceptación rotunda de dicho sistema, que hoy se considera un referente. La calandra de su actual BMW serie 4, que retoma el enorme tamaño de los riñones introducidos en sus modelos por el diseñador Fritz Fielder en los años treinta del siglo pasado, tampoco fue recibida gratamente, y no parece que BMW se haya mostrado mínimamente arrepentida de esta decisión. 

Podemos, por tanto, prever que el establecimiento de un muro de pago para servicios como los asientos calefactables por parte del fabricante bávaro ha venido para quedarse, pese a la polémica y a la a priori reticencia entre su clientela, como demuestra la confianza manifestada desde la propia BMW en que los clientes terminarán acostumbrándose a este nuevo modelo. Lo que está claro es que, como es en realidad norma en el mundo de hoy, la mayor parte de sus esperanzas de éxito se basan en una estrategia de comunicación acertada y en que, ya como visión muy personal, no pierda de vista que para continuar con su prestigio como marca aspiracional no debe dejar de lado el trato premium a su clientela. 

COMPARTE
Sobre mí

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.