Menu

Aston Martin DBX, así es el SUV con más clase del mercado

Es el primer Aston Martin con cinco plazas y un maletero digno de ese nombre

Aston Martin DBX, así es el SUV con más clase del mercado

Por fin se ha presentado oficialmente el Aston Martin DBX. Uno de los SUV de altos vuelos más esperados de los últimos años. Llevamos pendiente de este coche desde que mostraron al público el DBX Concept, allá por 2015, durante el Salón del Automóvil de Ginebra. De aquel prototipo apenas queda el nombre y poco más, pues era un modelo con solo tres puertas y un motor eléctrico. Cosas que no se han implementado en la versión de producción.

El DBX es un modelo estratégico, como lo fue en su momento el Porsche Cayenne, como lo es el Bentley Bentayga y como también lo es el Lamborghini Urus. Los SUV son los coches que más se venden en la actualidad y se hace necesario vender el alma al diablo, o alquilársela, para poder tener unos buenos dividendos a final de año. Los fabricantes viven de vender coches y los usuarios quieren este tipo de modelos.

Obviamente, el hecho de poner un SUV en circulación no quiere decir que sea necesario traicionar todas las costumbres y tradiciones. El DBX es un auténtico Aston Martin, tanto por diseño como por acabados, pero con un enfoque más lujoso si cabe y más polivalente al contar, entre otras cosas, con un maletero digno de ese nombre (632 litros) y cinco puertas.

Aston Martin DBX 2020 17

Casi 2.300 kilos con 550 CV y llantas de 22 pulgadas

Si hay algo que Aston Martin domina con especial maestría, es la combinación de clase, deportividad y discreción. Cualquier modelo de la compañía británica luce imponente, con muchísima clase y se aprecia sin tapujos que se está ante un coche muy rápido y lujoso. Pero no son automóviles ostentosos, no tienen líneas recargadas ni horteras, sino que tienen una clase inigualable. Y eso mismo es lo que desprende el nuevo DBX: clase, mucha clase, como buen Aston Martin.

Han combinado muy bien los rasgos de la marca con un tamaño que no es precisamente contenido. El frontal es 100% Aston, con la típica calandra de la marca y dos pequeñas tomas de aire adicionales a los lados de la misma. Respecto a la trasera, se toma directamente del Vantage y se combina con una caída del techo bastante suave. Visto de lateral quizá tenga mucha concentración de chapa en la zona de la cadera, perdiendo parte del equilibrio que si tiene el resto del coche. Y eso que las llantas son de 22 pulgadas.

No obstante, camufla muy bien sus proporciones, al menos en las fotos. La longitud del Aston Martin DBX llega a los 5,03 metros, la anchura a los 1,99 metros y la altura a los 1,68 metros. La batalla es enorme, nada menos que 3,06 metros. Las cotas todoterreno no son gran cosa y anuncia 22,2º para el ángulo de ataque, 15,1º para el ángulo ventral y 24,3º para el ángulo salida. Los neumáticos tampoco son muy adecuados para salir del asfalto, con 284/40 delante y unos rodillos de 325/35 detrás. Todo un conjunto que pesa 2.245 kilos.

Aston Martin DBX 2020 28

Bajo el contundente capó se esconde el V8 4.0 biturbo de origen alemán, aunque la marca afirma que se ha realizado una puesta a punto específica para este modelo. Rinde 550 CV y 700 Nm de par, constantes entre las 2.000 y las 5.000 rpm. Se combina con un cambio automático de convertidor de par de nueve relaciones y con un sistema de tracción total. Incluye diferencial activo y autoblocante trasero controlado por electrónica. Con este equipo es capaz de completar el sprint en 4,5 segundos y llegar hasta los 291 km/h. Cuanto toque parar semejante mole a esa velocidad, se dispone de frenos con discos de 410 milímetros delante y 390 milímetros atrás, fabricados con acero.

Tecnología y lujo, señas de identidad del Aston Martin DBX

Para su habitáculo se han seguido los mismos pasos que para su exterior, aunque se aleja de lo visto en otros modelos de la marca y muestra su propia personalidad. Aparte de algunos detalles como el volante, el resto es casi todo nuevo. Resulta un interior elegante, de formas agradables y con clase, pero sin recurrir a un exceso de pantallas y mantenimiento muchos controles físicos. Un enorme contraste con otros rivales como le Porsche Cayenne o Lamborghini Urus. Con este último sobre todo, ya que no es nada recatado y busca impresionar con cada rincón del coche.

La unidad que aparece en la fotos de prensa luce un interior totalmente tapizado en piel marrón, combinado con un techo de Alcántara del mismo tono. Hay cromados, pero sin exceso y pequeñas zonas de color negro haciendo contraste. La consola central sobreelevada deja un hueco justo debajo para depositar objetos y permite que los ocupantes se sienta más integrados en el coche.

Aston Martin DBX 2020 35

 

 

Se trata del primer Aston Martin con capacidad para cinco ocupantes, que además también tiene unos asientos traseros abatibles en sección 40/20/40. Es un habitáculo diseñado siguiendo los ‘consejos’ de aprovechamiento de espacio conseguidos gracias a diversas encuestas realizadas por la marca. También se ha usado materiales textiles que son un 80% lana, así como un material procedente del lino para alternativa a la fibra de carbono.

Entre las cosas llamativas que esconde este Aston Martin, hay un calentador de botas ski, un kit de limpieza portátil para perros y evitar que suban al coche llenos de suciedad, sillitas para niños y las imprescindibles maletas a medida. Por supuesto, admite Apple CarPlay, Android Auto, conexión USB, cámara de 360 grados…

A nivel de chasis también se ha implementado tecnología. La suspensión es de tipo neumática de tres cámaras, con amortiguadores adaptativos y un sistema anti-inclinación de 48 voltios. La altura respecto al suelo puede aumentar en 45 milímetros, o reducirse en 50 milímetros.

Aston Martin DBX 2020 13

Disponible durante el segundo trimestre de 2020

La firma británica ha trabajo con ahinco en este SUV, con el que esperan un buen nivel de ventas y una llegada de capital que les permita respirar. Se fabricará en las instalaciones en Gales (Reino Unido) y llegará a los concesionarios durante el segundo trimestre de 2020. Los primeros 500 compradores se llevarán a casa una especie de ‘first edition’, equipado con un paquete exclusivo denominado “1913 Package”, que incluye diferentes logos y placas conmemorativas. Estas unidades serán inspeccionadas por el CEO de la marca, Andy Palmer, que estampará su rúbrica junto a la del director del departamento creativo Marek Reichman en un libro exclusivo para esas 500 primeras unidades.

Sus precios, como cabe esperar, son elevadísimos. En Reino Unido parte de las 158.000 libras (unos 184.457 euros), que pasan a ser 193.500 euros en Alemania y 189.000 dólares (unos 170.835 euros) en Estados Unidos.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

2
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Rest
Piloto
Rest

Vale, el manido «todo es susceptible de mejora», aquí encontró su origen. Me esperaba otra cosa viniendo de ti y en las condiciones en las que estás. Yo tan decepcionado….y tú tan convencional.

Alcaíno Mauricio
Invitado
Alcaíno Mauricio

Tiene una trasera muy bien lograda, pero en esa primera foto se me antoja muy similar al Macan, aunque bien es cierto que en estos días ya todo se parece a todo


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.