A la venta un prototipo del Corvette de segunda generación que nunca vio la luz

A la venta un prototipo del Corvette de segunda generación que nunca vio la luz

Esta unidad de preserie cuenta con muchas características únicas que no se encuentran en los modelos de serie posteriores


Tiempo de lectura: 3 min.

La comercialización del icónico Chevrolet Corvette comenzó el 30 de junio de 1953, aunque como es lógico, se produjeron varias unidades de preserie antes de que la línea de ensamblaje comenzara a funcionar. Esta unidad es uno de esos ejemplos y su origen se remonta a uno de esos concept car del Motorama Auto Show de GM (salón que realizó el grupo industrial anualmente entre 1949 y 1961) que capturaron los corazones de los fanáticos del motor en todo el mundo en 1954. Con carrocería de fibra de vidrio hecha a mano, estos primeros Chevys fueron un trabajo completamente artesanal que apuntaba como sería el futuro del automóvil. La mayoría de estas unidades preserie fueron destruidas, aprovechadas para otros ensayos o reutilizadas en la línea de montaje definitiva, por lo que encontrar una unidad de este tipo que haya sobrevivido es un hallazgo increíblemente raro.

Se construyeron 15 vehículos para pruebas y demostraciones en los distintos salones. Las referencias internas de estas unidades tempranas comienzan con la numeración SO 2000, el concept de techo rígido y amarillo pálido que debutó en 1954. De las dos unidades producidas, se cree que a una de ellas se le quitó posteriormente el techo para producir el automóvil del que hoy hablamos, el SO 2151. El legendario diseñador Harley Earl supervisó la transformación del SO 2151 en el departamento de Arte y Color de GM. La idea de este prototipo era convencer a los peces gordos de GM sobre el diseño del Corvette del siguiente año.

corvette concept 1953 (3)

El SO 2151 recibió una carrocería rediseñada con muchas opciones distintivas entre las que se incluyen una toma de aire decorativa en el capó, una nueva parrilla delantera, salidas de escape carenadas en el paragolpes trasero y un rediseño del maletero que recuerda mucho al del Corvair Fastback SO 2071. También se incluyen unas características branquias para ventilar el motor justo detrás de los pasos de rueda delanteros que se pintaron del color de la carrocería en el lado del pasajero y se cromaron en el lado del conductor para mostrar dos estilos diferentes a los ejecutivos de GM. Además, se incluyó la famosa V en el capó indicando el motor V8 que sería introducido por primera vez opcionalmente en este modelo en 1955. Esta unidad todavía lleva el motor de seis cilindros en línea. Todo ello se terminó con un delicado trabajo de pintura. El Bermuda Green elegido es perfecto para esta unidad.

El coche desapareció durante veinte años hasta que cayó en manos de su actual propietario, que comprendió inmediatamente lo que tenía delante de sus ojos. Recientemente restaurado, en un proceso que ha durado tres años y más de 1.800 horas/hombre, este vehículo se ve tan espectacular hoy como en la década de los 50. Como uno de los pocos prototipos supervivientes, este Corvette podría estar en cualquier colección de iconos estadounidenses por méritos propios. Es poco probable que se consiga como una ganga, aunque puedes intentarlo. Se estima que alcanzará un valor de entre 1.500.000 y 2.000.000 de dólares cuando caiga el mazo de la adjudicación. La subasta de Gooding en Pebble Beach se llevará a cabo entre el 18 y 19 de agosto y podrás seguirla a través de Youtube, en directo.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.

Alejandro Delgado

Jesus Alonso

Javier Gutierrez