Coche del día: Vector M12

Coche del día: Vector M12

Un Lamborghini Diablo con un traje diferente


Tiempo de lectura: 5 min.

El Vector M12 era un súper deportivo construido por el pequeño fabricante artesanal estadounidense Vector Aeromotive, que utilizaba tecnología aeroespacial para fabricar sus modelos. Su historia está plagada de altibajos y diversos cambios de dueño. Intentó por todos los medios encontrar su espacio en el reducido segmento de élite a pesar de ser un fabricante de nicho debido a su producción extraordinariamente baja. Se produjo durante el período 1996-1999.

El modelo se montaba en la factoría situada en Green Cove Springs, Florida (Estados Unidos), y su diseñador fue Peter Stevens. Este coupé de dos puertas llevaba el motor en posición central trasera longitudinal y transmitía su potencia a las ruedas posteriores a través de una caja de cambios manual de cinco velocidades.

La empresa fue creada a 1971 por el ingeniero y empresario Gerald Wiegert con el nombre de Vehicle Design Force. Wiegert soñaba con ser piloto de combate, pero su mala vista no se lo permitió, por lo que decidió construir un “avión de combate para la calle”. A principios de los años 90 el conglomerado industrial malayo Megatech se adueñó de Vector Automotive de forma nada amistosa, expulsando al fundador de la empresa.

Megatech invirtió un dineral durante un tiempo hasta que este se agotó, y la junta directiva decidió despedir a Wiegert. Pero este no se rindió fácilmente, pues cambió la cerradura de acceso a la fábrica y se atrincheró en su interior contratando seguridad privada para defenderse a sí mismo y a la propiedad, aunque no lo consiguiese y cambiase de manos al final.

Esta empresa indonesia, con sede fiscal en Bermudas, también tenía en su propiedad a Lamborghini. Lo cierto es que dicha empresa contaba con el control de Tommy Suharto, hijo del expresidente y dictador Mohamed Suharto, acusado de genocidio después de un intento de golpe de estado el 30 de septiembre de 1965 en Indonesia. En estos tiempos la marca italiana apenas tenía modelos en producción, ya que en realidad solo tenía un modelo en el mercado, el Lamborghini Diablo.

El último cambio de manos sucedió en 1998 cuando Lamborghini transfirió su propiedad a V Power Corporation, propiedad de Tommy Suharto, que a su vez fue vendida a Audi. Un pequeño culebrón, vamos. Si pensamos un poquito e hilamos esta información podemos pensar que el Vector M12 tenía elementos en común con el Diablo, y no andamos desacertados. Megatech devolvió a la vida a este pequeño constructor artesanal al utilizar numerosas piezas del modelo de Lamborghini para la fabricación del M12.

Vector M12 4

Vector M12 con bastidor 1V9MB1220V1048002 (#002) – Fotografía: Jimmy J. Fulford para Barrett-Jackson

Con este modelo se intentó dar continuidad a otro modelo de Vector Automotive que se quedó en la cuneta a principios de los 90, el Vector WX-3. Su interior se encuentra salpicado de elementos y piezas procedentes del Ford Taurus que descubrimos al abrir sus puertas de tijera, otro elemento heredado del Lamborghini Diablo. Su carrocería estaba construida en fibra de vidrio.

El Vector M12 era una especie de puzzle, con un V12 procedente del Lamborghini Diablo y un interior con numerosos elementos tomados del Ford Taurus

La principal diferencia entre los dos modelos radicaba en la mecánica empleada pues para el M12 empleó el 5.7 V12 utilizado por el Lamborghini Diablo frente al V8 de 7 litros inicial del WX-3. A pesar de esta estupenda carta de presentación su producción y venta fueron decepcionantes, pues solo se ensamblaron 14 unidades a las que había que añadir tres unidades de preproducción, justo antes de echar el cierre y puesta de nuevo a la venta, ya como Lamborghini en este caso.

Este bloque de 12 cilindros en V entregaba 490 CV a 6.800 RPM y 576 Nm de par máximo a 5.200 RPM. La distribución se realizaba a través de un doble árbol de levas en cabeza y cada cilindro contaba con cuatro válvulas. La alimentación era por aspiración natural, es decir, atmosférico. En cuanto a sus prestaciones, alcanzaba los 306 km/h de velocidad máxima y alcanzaba las 60 mph (96 km/h) en 4,8 segundos.

Vector M12 5

Vector M12 con bastidor 1V9MB1220V1048002 (#002) – Fotografía: Jimmy J. Fulford para Barrett-Jackson

Tan solo se ensamblaron 14 unidades de este súper deportivo de 490 CV que lo empujaban hasta los 306 km/h y alcanzaba los 100 km/h en 5 segundos

Su longitud es de 4.780 mm, su anchura de 2.019 mm y su altura de 1.130 mm. La batalla alcanza los 2.743 mm y sus vías delantera y trasera miden 1.605 y 1.633 mm, respectivamente, con una altura libre al suelo es de 132 mm. Su peso supera los 1.600 kg, con una distribución de pesos de 40/60 % delante y detrás.

Su producción terminó cuando Vector Automotive dejó de tener liquidez para pagar los motores a Lamborghini. Esta última tomó como pago una unidad del Vector W8, pero Gerald Wiegert entró en litigios por la propiedad del automóvil recuperándolo después, aunque no pudo evitar la muerte de la empresa.

1996 Vector M12 (2)

Vector M12 con bastidor 1V9MB1228T1048005 (#005) – Fotografía: David Bush para RM Sotheby’s

El año pasado os hablamos de la unidad número 5, la única pintada en color morado, que se subastó en Monterey en agosto del año pasado. Se estimaba que se colocaría por 250.000 a 300.000 dólares, mas el precio de reserva no se llegó a alcanzar y sigue a la espera de dueño. Actualmente permanece en manos de la Lingenfelter Collection, que se podía visitar públicamente antes de la crisis del coronavirus en el 7819 de Lochlin Dr, Brighton (Michigan, Estados Unidos).

Comparador de seguros de coche
COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

1
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Roberto
Invitado
Roberto

Madre que historia tan rocambolesca, como el propio coche: Lambo + Taunus + dictador + deudas + atrincheramiento lol lol


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.