Coche del día: Rover TCV Concept

Coche del día: Rover TCV Concept

Lo que pudo ser y no fue


Tiempo de lectura: 3 min.

El Rover TCV fue un ejercicio de diseño mucho más realista de lo que pudiera parecer en un principio, pues los responsables de la marca por entonces anunciaron que sus nuevos modelos seguirían las líneas maestras de este concept y algo se fue cociendo durante esos años.

Presentado en el Salón de Ginebra de 2002, las siglas de su nombre se correspondían con Tourer Concept Vehicle, poco identificativas de sus ambiciones, ya que se definía como un vehículo que mezclaba aspectos de familiar, monovolumen y crossover. En definitiva, parecía el encargado de sustituir a las Series 25 y 45 un par de años más tarde desde su primera puesta en escena con la promesa de mezclar lujo asequible y versatilidad a partes iguales.

Sin datos oficiales sobre sus cotas exteriores, a primera vista se apreciaba el contraste entre su frontal y la parte trasera. Delante destacaba una parrilla de generoso tamaño con forma de V y faros trapezoidales que jugaban con aristas y líneas rectas, mientras que en la zaga eran más notables las formas redondeadas y bulbosas. En su vista lateral se mezclaban ambas con una evidente caída de la superficie acristalada que le otorgaba un toque menos familiar y en donde destacaban sus prominentes pasos de rueda.

Rover TCV Concept 2

Pero en el aspecto que más hincapié se hizo fue en su versatilidad interior. Configurado como un amplio cinco plazas, el TCV contaba con tres asientos traseros individuales y modulables, lo que unido al detalle del asiento del copiloto abatible permitía una superficie de carga que llegaba hasta 3,1 metros. El trasero central podía asimismo sustituirse por diversos módulos como una nevera o un centro de entretenimiento. No obstante, su mayor particularidad residía en el maletero.

Por un lado, el portón podía abrirse de manera tradicional dejando a la vista una superficie más o menos convencional, pero la parte inferior correspondiente al paragolpes podía abatirse hacia abajo, extraer la bandeja para colocarla sobre el piso, así como prescindir de la rueda de repuesto hasta dejar un enrome hueco con una notable altura en el que transportar objetos voluminosos. De hecho, la unidad que había en el Salón de Ginebra albergaba una lavadora en el maletero.

De algún modo era una manera de diferenciarse de la competencia, porque el Rover TCV recordaba en su exterior a modelos existentes (llámense Opel Signum o algún Cadillac). Porque además, bajo la batuta de BMW se había puesto especial énfasis en recuperar a MG, quedando la propia Rover algo desplazada, así que tras la venta de los alemanes se quiso recuperar de alguna manera la marca. Todos conocemos cómo quedó al final la cosa y este TCV no llegó a ver la luz. Sí que se tomaron de él algunos rasgos en los restylings que se hicieron en 2004 sobre los 25 o 75, pero poco más.

Rover TCV Concept 3

Comentaba al principio que algo se estaba cociendo porque un modelo de nueva factura con denominación RD60 para Rover, y X60 para MG, se fue desarrollando sobre la base del 75, llegando incluso a construirse alguna unidad definitiva, cuya imagen se filtró en su presentación a los empleados del Grupo. Según las malas lenguas, este proyecto y el TCV se desarrollaron de manera paralela, pero las similitudes estéticas son innegables aunque el concepto inicial varíe.

Lo cierto es que hay mucha leyenda sobre esos últimos coletazos de Rover y MG justo antes de su desaparición (con Roewe también de por medio), así que lo único fiable y cierto es este concept que podía transportar lavadoras.

COMPARTE
Sobre mí

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

2
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
sergioq4
Invitado
sergioq4

Suerte que no existió, es espantoso, pobrecito!

sergio
Invitado
sergio

Existe un prototipo, el cual quedo abandonado cuando la fabrica cerro, según se cuenta, los chinos se lo llevaron para terminar con su desarrollo.
Aunque esto me lleva a pensar dos cosas:
1-) Que en realidad fuera un sustituto y se quedaron a medias.
2-) Que fuera una maniobra de despiste, para aparentar tranquilidad

1366_2000.jpg
360369810_e97a840463_b.jpg
descarga.jpg


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico industrial de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir ;)

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Me gusta mucho la historia del automóvil y actualmente estoy creando una biblioteca personal dedicada, en exclusiva, a la historia del motor en España, sin olvidarnos de las motos que tanto servicio dieron en nuestra "vieja" España. También cuento con una enorme colección de material escaneado.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.