Si quieres un Williams FW07 auténtico, esta puede ser una buena oportunidad

Si quieres un Williams FW07 auténtico, esta puede ser una buena oportunidad

Un monoplaza con un gran palmarés que puedes tener en tu garaje


Tiempo de lectura: 3 min.

El otro día nos hacíamos eco de la venta de un BMW-Sauber F1.07, así como de la salida a subasta de uno de los Ferrari 312T de 1975 conducidos por Niki Lauda. Para los nostálgicos con más espíritu RACER de la Fórmula 1, siempre será un sueño poder pilotar una de esas poderosas máquinas de antaño, sin hibridación ni electrónica siquiera. Hoy puede ser tu oportunidad, porque se ha puesto a la venta un Williams FW07.

Equipado con el motor D16 Cosworth DFV, este fue el penúltimo FW07 que se construyó, y el último coche que le dio una victoria a Alan Jones. Consiguió el duodécimo primer puesto de su carrera en el Gran Circo en el Gran premio de Las Vegas de 1981. Además, terminó en el podio en otras tres ocasiones bajo las manos del piloto australiano y del argentino Carlos Reutemann. También fue conducido por Mario Andretti en Long Beach un año después.

El Williams FW07 nació en 1979 y venció en Gran Bretaña y en las siguientes cuatro de cinco carreras celebradas. Ferrari ganó el campeonato, pero ni los de Maranello ni en McLaren podían dormir ya tranquilos, había un nuevo inquilino en el gallinero. En 1980 Reutemann sustituyó a Clay Regazzoni en un coche cuyo agarre aerodinámico era tan eficiente gracias al efecto suelo, que no necesitaba de alerón en el eje anterior.

1981 Williams FW07 (10)

Antes de la temporada 1982, el Williams FW07 se usó como banco de pruebas para configurar una arquitectura de seis ruedas, pero la FIA prohibió el diseño antes de la primera carrera

Jones venció en Francia, Argentina, Gran Bretaña, Canadá y Estados Unidos, y el argentino en Mónaco. Williams había ganado el primero de los nueve títulos que acabarían por llegar en un futuro no demasiado lejano. Un año después, otro campeonato más y, aunque sea una estupidez en estos tiempos, el monoplaza británico volvió a repetir en los circuitos durante el inicio del campeonato de 1982. Era su cuarto año compitiendo.

Desafortunadamente, de las tres carreras en las que participó el Williams FW07 en 1982, en dos se acabó estrellando: la primera con Reutemann al volante en Brasil y la segunda bajo las manos de Andretti en Long Beach. Pero no hay de qué preocuparse, ya que el coche está en perfecto estado con el motor y la caja de cambios reconstruidos. De acuerdo con el vendedor, puede participar en eventos históricos de Fórmula 1 aprobados por la FIA en Europa y Estados Unidos.

1981 Williams FW07 (4)

Desde que fuese restaurado, tan solo ha rodado lo equivalente a casi dos grandes premios actuales, 576 kilómetros. Este Williams FW07 está actualmente a la venta en Classic Driver a través de un concesionario llamado Speedmaster Cars, en Inglaterra. Al igual que en el caso del BMW de 2007, no hay precio anunciado. Sabiendo que estamos ante un auténtico Fórmula 1 con pedigrí ganador, no será barato.

Además, fue uno de los últimos en montar el exitoso motor Cosworth DFV de ocho cilindros en uve, antes de que los pequeños propulsores turboalimentados se hiciesen con el protagonismo en los 80. Con 2.993 cm3, este bloque llegó a desarrollar potencias cercanas a los 500 CV. Ganó 167 carreras a lo largo de más de 20 años y fue el producto que puso a Cosworth Engineering en el mapa. Ver y escuchar una pieza histórica merece un poco de tu tiempo.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico industrial de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir ;)

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba', algo digno de que me cortaran los dedos. Pero hoy me gano un sueldo como redactor, ¡las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores la charla sería de órdago y si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.

Javier J. Navarro

Javier es más conocido por hablar de finanzas y economía, pero ha estado obsesionado con los coches desde que sabía pronunciar los nombres de los modelos.

Elena Lebrón

Soy Elena Lebrón, una joven periodista que desde los 16 años bucea entre grasa y aceite. A los 20, tuve un grave accidente de moto y entendí que faltaban mujeres que hablaran de velocidad y seguridad, y sobre todo mujeres que aportaran información útil y diferente sobre el motor. El motor siempre ha sido una cosa de hombres y las mujeres también tenemos mucho que decir así que toca gritar bien alto : ¡Gas amigas!