A la venta el Tatra 603 que llevó a Yasser Arafat

A la venta el Tatra 603 que llevó a Yasser Arafat

Fue propiedad de la Organización para la Liberación de Palestina


Tiempo de lectura: 3 min.

Hay quien afirma que Tatra es el tercer fabricante más antiguo del mundo, tras Mercedes y Peugeot. La marca se fundó en vieja Checoslovaquia en 1850 (entonces dentro del Imperio Austro-Húngaro) bajo el nombre de Nesselsdorfer Wagenbau-Fabriks-Gesellschaft, con el objetivo de fabricar carros y carretas. En 1897 fabricaron el primer coche con motor de combustión de Europa Central y antes de esto fabricaban vagones para trenes. No fue hasta 1919 cuando adoptó el nombre de Trata, que se haría famoso por sus camiones 4×4, 6×6, 10×10 y 12×12.

Un fabricante de vehículos afincado al otro lado del “Telón de Acero” tras la SGM que, como todos sus compatriotas, lucía unas características muy marcadas tanto en diseño como en técnica y tecnologías. Soluciones todas ellas que tomaban un cariz especial en el Tatra 603, un automóvil que nunca salió de aquella zona oficialmente, aunque se hizo rápidamente famoso entre las gentes del lugar por su llamativo diseño, por el lujo y por las prestaciones que ofrecía. De hecho, era el vehículo que usaban los dirigentes de aquella zona de Europa.

De entre los “ilustres” usuarios que tuvo este peculiar automóvil destaca uno en especial: Yasser Arafat, presidente de la OLP desde 1969. La historia que rodea este vehículo es interesante, por ejemplo, supuestamente, la Stasi, la policía secreta de Alemania del Este (RDA), entregó esta unidad de 1971 de color negro a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) con el objetivo de ser usado como “vehículo oficial” de los destinatarios que visitaban aquella zona de Alemania. Durante ese tiempo, se dice que Yasser Arafat lo usó con mucha asiduidad.

tatra 603 arafat (2)

El propietario actual afirma tener y entregar con el coche una gran cantidad de papeles que confirma que este coche ha sido propiedad de la OLP, aunque no se dice en ningún lado que fuera propiedad de Yasser Arafat. Como se ha comentado antes, la policía secreta de Alemania del Este se lo entregó a la OLP y no a Yasser. Según esa documentación, esta unidad fue usada como un “vehículo de mensajería espía” entre Oriente y Occidente, estando involucrado también en diversas misiones de la OLP, aunque no se confirma si fueron misiones diplomáticas o un poco menos amistosas.

El coche se encuentra en Chicago (Illinois, EEUU)

La historia de este coche, por tanto, es muy llamativa, podéis consultar más detalles sobre él en Hemmings. Estamos ante un automóvil de alta gama diseñado y fabricado en la extinta Checoslovaquia. Fue propiedad de una agencia de espionaje y fue prestado a terroristas. Y queda, por supuesto, su rareza como coche, ya que los Tatra 603 fue un modelo que no estaba al alcance de la población. Era un coche sumamente lujoso en su momento, creado a petición de los dirigentes comunistas a Tatra después de ser nacionalizada y de recibir la orden de trabajar en exclusiva en vehículos industriales como los camiones, sumamente famoso.

El historiador Karel Rosenkranz, especializado en automóvil y además, ex empleado de la empresa Tatra de Kopřivnice, afirma que el coche era recibido cuando pasaba por las gentes de la zona con mucho entusiasmo, era un acontecimiento cruzarse con uno. También comenta que el coche era realmente caro en su época, los trabajadores no podían acceder a uno, así que acabó adquiriendo fama de ser un vehículo exclusivo para los dirigentes comunistas, algo que no es cierto, simplemente eran los únicos que podían permitírselo.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.