El Honda Civic diésel recibe un cambio automático de 9 marchas

El Honda Civic diésel recibe un cambio automático de 9 marchas

Un compacto petrolero con mucha marcha (chistaco)


Tiempo de lectura: 2 min.

No hace mucho, la combinación de diésel y automático era muy rara si nos salíamos de fabricantes Premium. Hoy día es algo bastante normal, y cuando las seis marchas empezaron a parecernos “pocas” llegaron los automáticos de doble embrague de siete relaciones y los convertidores de par de ocho marchas. Honda ha elevado la apuesta con el Civic, ofreciendo un automático de nueve relaciones para el 1.6 i-DTEC de 120 CV.

Mientras que los dos modelos de gasolina -1.0 VTEC Turbo y 1.5 VTEC Turbo- optan a cambios manuales o automáticos CVT, el diésel cuenta con un convertidor de par. Es la primera vez que Honda oferta en el Civic un cambio automático para un motor diésel. El fabricante homologa una aceleración de 0 a 100 km/h en 11 segundos, una punta de 200 km/h y un consumo de 4,1 l/100 km según WLTP correlacionado con NEDC en ciclo combinado.

La “gracia” de un cambio de nueve relaciones es que el escalonamiento es perfecto, o todo lo más cercano que se pueda. El motor va siempre en un régimen de revoluciones en el que da más par o más potencia según lo que haga falta. Honda especifica que la caja es capaz de saltarse varias marchas de golpe, la pregunta es cuánto tardará, por ejemplo, de novena a quinta o de séptima a cuarta.

Honda Civic Diesel Automatico 2

Caja de cambios para motor transversal de 9 marchas

El comunicado de prensa no especifica si tiene cambio por levas detrás del volante, y no se puede apreciar en fotos porque las que nos han suministrado corresponden a un manual

En teoría, la combinación de este cambio automático y el motor diésel es redonda, y por lo que cuenta el fabricante, el motor debe ser la repera: bajo consumo, bajas emisiones en condiciones reales de circulación (RDE) y no necesita reducción catalítica selectiva (SCR) mediante urea. Eso sí, bajo la norma RDE, los petroleros pueden emitir 168 mg/km de óxidos de nitrógeno, cuando el límite Euro 6 en laboratorio es de 80 mg/km, casi la mitad.

Los precios arrancan en 28.100 euros para el Civic cinco puertas con equipamiento Elegance Navi, 30.850 euros para el Executive y 31.750 euros para el Executive Premium. Esos ya están disponibles en los concesionarios, los sedán llegarán en octubre, pero salen más baratos al haber un nivel inferior de equipamiento. El Civic Sedan Comfort arranca en 26.950 euros, le sigue el Elegance Navi por 29.400 euros y hace tope con el Executive en 32.050 euros.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

1
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Rest
Invitado
Rest

Con nueve, debe ser una odisea ir seleccionando marcha idónea mediante levas en mis sesiones favoritas…..tan solo de pensarlo, me está entrando ahora mismo tendinititis en las yemas de los dedos.


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Jiménez

Ingeniero mecánico adicto a todo lo que queme gasolina… y por qué no decirlo, también de lo eléctrico. Mi meta es no dejar nunca de aprender la técnica que rodea a la automoción y si ya puedo transmitir lo poco que sepa, tanto mejor. Sí, soy de esos que no recuerdan muy bien los nombres de las personas pero jamás olvidan qué coche tienen.

Sena Mokaddam