Este Porsche 928 GT Slantnose único se subastará a finales del próximo mes de enero

Este Porsche 928 GT Slantnose único se subastará a finales del próximo mes de enero

Se trata de una unidad sin equivalente en el mundo, producto de una solicitud especial a su departamento Sonderwunsch


Tiempo de lectura: 3 min.

Los anuncios de las casas de subastas nos sirven en algunas ocasiones, como en esta, para que conozcamos algunas unidades muy exclusivas que, de otro modo, permanecerían ajenas a nuestro radar. RM Sotheby’s subastará próximamente uno de estos vehículos únicos, concretamente, un Porsche 928 GT Slantnose de 1989, con una configuración sin igual, gracias a la intervención de Porsche Sonderwunsch, la división de equipamiento especial de los alemanes.

El Porsche 928 fue un GT construido por la marca de Stuttgart durante la friolera de 17 años, que llegó incluso a convertirse en Coche del Año en Europa en 1978, el año de su lanzamiento. Constituyó, como concepto, toda una novedad en Porsche, que deseaba comercializar un nuevo modelo tope de gama, por encima de su nueveonce, para paliar el descenso de ventas que este experimentaba por entonces.

Con su habitabilidad de sedán de grandes dimensiones, no renunciaba a un carácter deportivo, visible desde su imagen exterior y corroborado por el V8 de gasolina que significó la única opción mecánica disponible durante su vida comercial, con distintos niveles de potencia. La unidad que protagoniza este artículo, y que será subastada próximamente, disfruta de 330 CV de potencia máxima, extraídos de los cinco litros de cubicaje de su propulsor.

Solo esta unidad del Porsche 928 salió de la línea de producción con el morro achatado —flachbau o slantnose— y faros escamoteables

Porsche 928 GT Slantnose (1989) 02

Las características del modelo que lo hacen no solo especial, sino único, consisten, fundamentalmente, en su frontal, que exhibe la nariz chata —slantnose—, o construcción baja —flachbau—, desarrollada por la marca alemana para mejorar la eficiencia aerodinámica de sus modelos. Introducido en 1982, este frontal era una de las opciones estrella del departamento Sonderwunsch.

En el caso del Porsche 928, según los registros, ningún otro cliente llegó a solicitar esta terminación para el modelo, aunque nada impide que existan otras unidades cuyos propietarios hubieran llevado a cabo esta transformación por su cuenta. Su inclusión en este modelo implica, además, que los faros tradicionales de este GT pasen a ser escamoteables. Por otro lado, no se trata de la única modificación introducida de fábrica en este automóvil. También incorpora los faldones laterales sobredimensionados y los pasos de rueda ensanchados que Porsche Sonderwunsch ponía a disposición de los compradores del Porsche 928, así como unos retrovisores exteriores con un diseño aerodinámico.

Este Porsche 928 GT Slantnose de 1989, único en su especie gracias a su frontal achatado, ha contado con un único propietario desde su salida de la línea de producción de la marca. Son 35 años de convivencia con este vehículo sin igual, durante los que solo ha recorrido unos 68.000 kilómetros. No obstante, su odómetro solo muestra los 56.636 últimos, realizados tras la sustitución de este elemento en 2003, en el Centro Porsche del estado Alemán de Sarre. Según RM Sotheby’s, cuando se subaste el próximo día 31 de enero de 2024 en París, se espera que su precio de adjudicación se sitúe entre 180.000 y 280.000 euros.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.