Bugatti podría competir en la clase Hypercar con su Bolide

Bugatti podría competir en la clase Hypercar con su Bolide

El modelo podría conseguir una vuelta de 5:23 al Nordscheliefe


Tiempo de lectura: 3 min.

Como ya vimos, el Bugatti Bolide tiene unos salvajes 1.850 CV procedentes de su brutal motor W16 de 8 litros de cilindrada. También sabemos que estará restringido al uso en pista, donde se decía que el concepto inicial más ligero y potente podría conseguir una vuelta de 5:23 al Nordscheliefe, el trazado norte de Nürburgring. Ahora, la marca ha compartido detalles sobre el monocasco de seguridad en el corazón del automóvil, y nos han demostrado que Bugatti podría competir en la clase Hypercar con su Bolide.

Bugatti afirma que el monocasco central del Bolide ha pasado una serie de pruebas de seguridad de la FIA normalmente reservadas para los coches de carreras. La prueba de protección contra vuelcos, aplica 7,5 toneladas de fuerza sobre el pilar A del automóvil, se les da a los coches una pequeña tolerancia para las grietas en el punto de impacto. Bien, pues Bugatti afirma que el Bolide no tenía ninguna grieta. Toda esa seguridad es importante en un automóvil tan poderoso destinado a estar en manos de los clientes, pero no fue la parte más interesante del comunicado de prensa.

Bugatti también señaló que el monocasco del Bolide fue “desarrollado según los mismos exigentes requisitos FIA LMH que los coches de carreras de Le Mans”. Estas son las últimas novedades de Bugatti para resaltar la conexión del Bolide con el Circuito de la Sarthe y las 24 Horas de Le Mans. El anuncio inicial del modelo llegó con un tiempo de vuelta proyectado en el trazado francés, De hecho, se presentó en la pista dos años y medio después, realizando vueltas de demostración antes del clásico de 24 horas de este año.

bugatti bolide(4)

Nada de esto es un adelanto de un Bugatti en la categoría superior en Le Mans, pero nos hace soñar. El Bolide es la imagen perfecta de lo que deberían ser las regulaciones actuales de Le Mans Hypercar, un vehículo especialmente diseñado con el ADN de los coches de carreteras de la marca, y esto es visible desde todos los ángulos. Ya era lo suficientemente rápido como para seguir el ritmo de los coches de esa clase, y ahora también se ha demostrado que es lo suficientemente seguro. ¿Qué pasaría si Bugatti desarrollara otra versión del Bolide destinada a la categoría, algo así como el Aston Martin Valkyrie que en su momento se suponía que existía como coche de calle y como coche de carreras en Le Mans?

El W16 en la parte trasera ciertamente no es una opción con reglas de la categoría LMH, pero una variante Bolide propulsada por un motor más pequeño podría ser viable. Porsche ganó las 24 Horas de Le Mans con un motor V4 tres veces en una de las muchas décadas en las que no produjo un coche de calle con ese tipo de motor. Las numerosas marcas de alto rendimiento del grupo Volkswagen tampoco han tenido reparos en competir entre sí en la carrera, Ese 919 Hybrid no solo compitió contra Audi R18, sino que el nuevo 963 de Porsche se planeó originalmente como rival de un Audi de carreras ahora cancelado y competirá contra un Lamborghini el próximo año.

Esto deja mucho espacio para un Bugatti Bolide, incluso si ese Bolide sonase muy diferente de la versión que se vende a los clientes. Un programa Bugatti en Le Mans es poco probable de cualquier forma, y ​​mucho menos como una evolución del Bolide, aunque sería genial.

COMPARTE
Sobre mí

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.

Alejandro Delgado