Menu

Coche del día: BMW 540i (E34)

Una robusta e indestructible berlina de BMW

Coche del día: BMW 540i (E34)

A modo de información general, la Serie 5 E34 de BMW se comenzó a vender desde 1988 hasta 1996, si incluimos la versión Touring. Reemplazó al E28 y fue reemplazado por el E39. El proyecto se desarrolló entre julio de 1981 y finales de 1987, las especificaciones de su diseño se decidieron en 1982 y se prolongaron hasta el comienzo de su producción. Esta es la historia del BMW 540i (E34).

En 1993 BMW añadió un motor V8 de 4 litros, de ahí el nombre 540i, tanto en carrocería sedán como familiar -Touring-, aunque esta última carrocería no se vendió en EEUU, solamente en Europa. La mecánica iba asociada a una caja de cambios automática de seis velocidades y solamente se fabricaron 3.203 unidades. Más rara era todavía la versión opcional de caja automática de cinco velocidades, y como rara avis total algunas unidades con cambio manual de seis marchas.

Para los amantes de los números, algunos datos técnicos. Su cilindrada real era de 3.982 cc, la potencia máxima declarada era de 286 CV a 5.800 RPM, y su par máximo 400 Nm a 4.500 RPM. Su alimentación era por inyección multipunto y su sistema de distribución era DOHC con cuatro válvulas por cilindro. Su consumo medio combinado rondaba los 11,5 l/100 km, aunque a velocidades legales por autopista podías bajar de los 9 l/100 km. El 0 a 100 km/h lo realizaba en 6,2 segundos la versión manual y en 6,6 segundos la automática de seis velocidades. Sus dimensiones eran 4.720 mm de largo x 1.751 mm de ancho x 1.412 mm de alto, con un peso que superaba por poco los 1.600 kg.

Esta nueva serie 5 tenía una rigidez torsional mucho mayor que su predecesor, al igual que su aerodinámica, también mejorada, con pautas en su diseño similares a las introducidas en la serie 7 por el diseñador Ercole Spada.

En 1991 se consideró como uno de los automóviles más fiables del mercado jamás fabricado ya que entre sus elementos de seguridad contaba con airbags (el del pasajero se introdujo en 1994), ABS y control de tracción (ASC+T), algo poco común en el segmento y en su época. Entre su equipamiento estándar nos encontrábamos radiocassette con seis altavoces, desempañador de la luneta trasera, calefacción dual, cerraduras calefactadas, parabrisas térmico, dirección asistida eléctricamente, espejos y cierre centralizado eléctricos incluendo maletero y tapa del depósito de combustible… en el mercado europeo.

En Estados Unidos eran más sibaritas y llevaban equipamiento adicional, como aire acondicionado, sistema de sonido con diez altavoces y amplificador externo, asientos delanteros con diez ajustes eléctricos posibles, control eléctrico de las cuatro ventanillas desde el lado del conductor de un solo toque y techo corredizo eléctrico de un solo toque también.

Bmw 540i E34 Motor

No vamos a hablar de la lista de opciones porque esta ya era infinita por entonces, tan solo destacar que el ordenador de a bordo tenía la opción de petición de un código numérico para arrancar el vehículo, código que era suministrado por BMW a los concesionarios autorizados; además se podía acceder a otras muchas funciones del ordenador que afectaban a la seguridad del coche. El problema sobrevino cuando se empezaron a piratear estos códigos y su acceso a los ordenadores, dejando a los vehículos a merced de los chorizos amigos de lo ajeno.

Era una berlina con una motorización poco común, y con cambio manual más raro aun siendo difíciles de encontrar hoy en día, con un motor fuera de serie y relativa facilidad para encontrar repuestos a precios asequibles, y por 3.000-4.000 euros puedes encontrar alguno…

COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.