Coche del día: Lancia Fulvia Concept car (2003)

Coche del día: Lancia Fulvia Concept car (2003)

Si hubiera pasado a producción, podría haber sido un éxito de ventas


Tiempo de lectura: 3 min.

Hubo un tiempo en el que Lancia era una compañía innovadora, elegante y deportiva. Los coches que fabricaba la compañía italiana presentaban una ingeniería de primer nivel con modelos como el Lancia Fulvia, un coche que hizo su debut en 1965 con tracción delantera y un peculiar motor V4, frenos de disco en todas las ruedas y suspensión independiente. Como ocurría con Lancia durante muchísimos años, el Fulvia sería un éxito en competición, y tras el cese de su producción, en 1976, se habían construido más de 140.000 unidades.

Todo se fue un poco al garete cuando Lancia entró en la órbita del Grupo FIAT, pues se impuso el ahorro de costes y se cambió, en parte, la personalidad de la marca. Poco a poco, Lancia perdió su personalidad y su peso en el mercado, hasta que un buen día, la marca apenas vendía y se quedó con un único modelo, en Lancia Ypsilon, que además solo se vendía en su país natal. Ahora, la marca está de regreso y en teoría, vuelve con la misma búsqueda de innovación y diseño que antaño, algo que no será nada fácil, pues los tiempos que corren no son ni remotamente parecidos a sus buenos años.

lancia fulvia coupe concept (2)

No es la primera vez que Lancia pretende recuperar su imagen del pasado. En el año 2003, la marca presentó un concept car que hizo solar a sus más acérrimos seguidores: el Lancia Fulvia Concept, un automóvil que presentaba una interesante reinterpretación moderna del “viejo” coupé de los años 60 y que levantó muchísima expectación, pues no solo estaban muy logrado, sino que significaba la vuelta de Lancia a sus orígenes, o al menos, un acercamiento a los mismos.

Estéticamente el coche era todo un acierto, con unas proporciones que eran un calco del modelo original, al tiempo que se buscaba combinar rasgos de los Lancia más modernos, sin que ello supusiera una pérdida de equilibrio y de elegancia. Y se logró con creces, el Lancia Fulvia Concept podría haber llegado a producción con cambios mínimos, pero la marca no se comprometió en ningún momento con su futuro pase a producción. La prensa se volvió loca con el coche, los aficionados clamaban que lo pusieran a la venta y muchos prepararon el dinero para ponerlo sobre la mesa, pero finalmente, el coche se quedó con un concept car.

lancia fulvia coupe (3)

Todo en el Lancia Fulvia Concept había sido pensado para su paso a producción. Por ejemplo, en el vano delantero había un propulsor de 1,7 litros montado transversalmente, capaz de rendir 140 CV, combinado con un cambio manual de cinco relaciones. El monocasco era de acero y los paneles de la carrocería de aluminio, de forma que el peso se quedó en 990 kilos. El interior también se diseñó basándose en el modelo original, y su paso a producción tampoco habría supuesto un problema porque se podían haber empleado elementos de otros modelos en partes como las puertas, el cambio, el volante…

La cuestión es que se decidió que costaría demasiado desarrollarlo con relación a su potencial de ventas y decidieron dejarlo como estaban, no pasaría de prototipo. Además, en 2011 se adquirió el Grupo Chrysler y una demostración de poco aprecio por el pasado y por sus integrantes, el Grupo FIAT decidió que los Lancia en Europa sería modelos de Chrysler remarcados, cuyo éxito, todo sea dicho, fue nulo.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

2
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Alejandro
Invitado
Alejandro

El frontal parece Opel ¿Tendrá algo que ver con el astra coupe (por ejpl.)?


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.

Ángel Arias

La historia del automóvil está llena de grandes emprendedores, de ideas arriesgadas, curiosas casualidades, irreconciliables enemistades y muchos fracasos. Es un mundo intenso y fascinante del que muchos hemos quedado cautivados. Cualquier vehículo con un motor me parece interesante, ya sean motocicletas, automóviles, camiones, aviones o barcos; es estupendo sentir la brisa del viento en la cara sobre uno de ellos. Si estáis aquí es porque compartimos afición.