Coche del día: Daewoo Matiz II

Coche del día: Daewoo Matiz II

Un urbanita coreano con interesantes matices


Tiempo de lectura: 5 min.

Para los lectores que desconozcan la marca surcoreana Daewoo, comentar que fue la rama del grupo industrial surcoreano que se dedicaba a la fabricación de automóviles. Allá por el año 2001 pasaba por malos momentos, y General Motors decidió quedarse con su división de automóviles. En 2005 desaparece de Europa, donde es reemplazada por Chevrolet, una de las marcas del grupo GM en EEUU y que trató de hacerse un huequito en nuestro mercado. Se continuó vendiendo como Chevrolet Matiz con mínimas modificaciones.

En la primavera de 2011 desaparece como marca de coches en Corea del Sur, al igual que en Europa, de forma que todo lo nuevo que se fabrique llevará el logo de Chevrolet. La empresa pasará a llamarse GM Korea Co, en lugar de GM Daewoo Auto & Technology Co.

Este pequeño urbanita partía de una motorización de tres cilindros y 0,8 litros de cilindrada, así que se pensó en dotarle de un motor más grande y potente para poder hacer viajes sin complejos y mantener unos cruceros decentes por autopista. El nuevo motor -de origen Suzuki- era un cuatro cilindros en línea de 995 cc que entregaba 63 CV a 5.400 RPM y con un par máximo de 87 Nm a 4.200 RPM. Además, solo le supuso un sobrepeso de 20 kg respecto al modelo de 0.8.

Daewoo Matiz 2

Lo podíamos considerar como un minimonovolumen y su diseño fue obra del prolífico Giugiaro. Sus dimensiones eran de 3,49 m de largo, 1,49 m de ancho y 1,48 m de alto, con un peso de 871 kg, ideal para callejear

Con estas dimensiones exteriores  el espacio destinado a los pasajeros tenía una cota en anchura muy pequeña, solo apto para cuatro personas, como el del equipaje -155 litros- y no era el coche más idóneo para hacer largos viajes. Destacaba sobre todo la cota en altura delante y en espacio para las piernas atrás, de ahí lo ridículo de su maletero.

Estéticamente era prácticamente igual al modelo anterior, manteniendo unas líneas muy redondeadas, otorgándole un diseño moderno y atractivo. En su interior nos encontrábamos con unos correctos acabados y buenos ajustes, con materiales algo bastos, sin ruidos, pero sin llegar a la altura de sus rivales europeos. La visibilidad era buena por su gran superficie acristalada, y la postura al volante era cómoda aun careciendo de regulación en altura del volante.

Contaba con huecos suficientes para guardar todo tipo de objetos y los mandos estaban a mano del conductor; la consola estaba recubierta por material plástico imitando al titanio. Para compensar la escasez de espacio en el maletero los asientos traseros podían abatirse de forma asimétrica, aumentando de forma muy generosa el volumen para el equipaje. Si queríamos tener ABS de serie teníamos que optar por la terminación CD, la más completa.

https://youtu.be/o9yvlWKBRkg

Además de una mayor cilindrada y por ende potencia y par, se beneficiaba también por unos desarrollos de transmisión más cortos, aunque seguían siendo algo largos. En repechos era necesario reducir de quinta marcha a cuarta; de hecho alcanzaba el régimen de potencia máxima en cuarta. Por carreteras reviradas se tenía que hacer un uso constante de la palanca de cambios, tarea que se veía facilitada por los cortos recorridos de la misma.

Esto podría suponer un incremento del ruido en el habitáculo y para evitarlo se aumentó el material insonorizante. Al carecer de cuentavueltas había que guiarse por el oído para realizar los cambios de marcha. La ganancia en prestaciones respecto al modelo anterior solo suponía un leve aumento en el consumo, pasábamos de 6,1 l/100 km a 6,4 l/100 km, diferencia asumible sin mayor problema.

Sus prestaciones eran una velocidad máxima de 152 km/h y 14,9 segundos para el 0 a 100 km/h. Su caja de cambios era manual de cinco velocidades. Su equipamiento de serie era completo: entre otras cosas llevaba doble airbag, dirección asistida, mando a distancia, inmovilizador electrónico, equipo de radio con CD y cuatro altavoces, faros antiniebla y elevalunas eléctricos delanteros, entre otros.

Daewoo Matiz 4

El tarado de las suspensiones era mejor de lo que se esperaba, pues aunque estaban pensadas para el confort de los pasajeros, gestionaba bien las curvas en carreteras reviradas

La sensación de seguridad sería mayor si la dirección mostrase algo más de dureza –muy blanda, ideal para ciudad- ya que resultaba muy poco comunicativa y si teníamos que corregir la trayectoria en una curva se podía girar más de lo deseado.

Entre sus rivales se encontraban el Opel Agila 1.0 12v, más original, el Seat Arosa 1.4 Stella, más deportivo, o el Hyundai Atos Prime 1.0 Full, su primo. Los pequeños ciudadanos siempre han sido un nicho muy importante para los fabricantes de coches, y el fondo sigue siendo el mismo: dimensiones exteriores muy contenidas, comodidad para cuatro personas, bien equipados y confortables, y baratos de obtener y mantener.

Con las normas cada vez más rígidas en asunto tan importante como la contaminación en nuestras ciudades estos dos últimos aspectos siguen siendo determinantes a la hora de comprar un urbanita. De hecho, el elevado precio de la electrificación y el lento crecimiento de los puntos de repostaje para coches eléctricos darán una larga vida a estos pequeñines, aunque tendiendo a la hibridación por las razones mencionadas.

COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

3
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Raul Andreo Jimenez
Invitado
Raul Andreo Jimenez

El diseño de Giugiaro fue el descarte para el Fiat Cinquecento y por cierto, este chiquitín de espíritu racer cero por ciento… Jejeje

sergio
Invitado
sergio

Me gustaba este coche, pero me surge una duda ¿existió una primera generación? ¿O es por el motor? Que yo recuerde aquí esta fue su primera generación, a mi gusto mas divertida que la segunda, mucho mas sosa.
A modo de curiosidad, la marca, continuo con varios modelos allá por la Rusia patria, buscar el nexia y seguro sorprende a mas de uno….

Fran
Invitado
Fran

Lo del II será por el restyling, aunque fue muy leve. A mí el Chevrolet Spark me pareció simpre mucho más conseguido, aunque perdía algo de gracia y ese carácter de coche básico y fiable.


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Jiménez

Ingeniero mecánico adicto a todo lo que queme gasolina… y por qué no decirlo, también de lo eléctrico. Mi meta es no dejar nunca de aprender la técnica que rodea a la automoción y si ya puedo transmitir lo poco que sepa, tanto mejor. Sí, soy de esos que no recuerdan muy bien los nombres de las personas pero jamás olvidan qué coche tienen.