Coche del día: 2014 RAM 1500 Big Horn 4×4 5.7 V8 HEMI (DS)

Coche del día: 2014 RAM 1500 Big Horn 4×4 5.7 V8 HEMI (DS)

El concepto de camioneta según los norteamericanos


Tiempo de lectura: 6 min.

El coche del día de hoy es un tanto especial, no es un coche, sino una pickup, y viene del otro lado del charco. Es la RAM 1500 Big Horn, motorizada con el bloque 5.7 V8 HEMI y tracción integral. La numeración de estos vehículos es tan complicada y extensa que a veces resulta difícil saber a qué versión nos referimos.

Para empezar, RAM sustituyó a Dodge RAM como nombre comercial para la gama de pickups y vehículos comerciales del grupo Fiat Chrysler Automobiles (FCA) en EEUU. Ram significa carnero en inglés. Las pickup de RAM se distinguen por la numeración que procede al nombre, en nuestro caso la RAM 1500 es la más ligera; a continuación tenemos las 2500 y 3500, con mayor capacidad de arrastre y de carga y, por último las 4500 y 5500, unos camiones en miniatura que se pueden configurar de mil formas.

Complicando más la situación, la gama RAM 1500 consta a su vez de cinco diferentes versiones, dependiendo del tamaño de la caja y la cabina, a saber. Existen versiones de cabina sencilla -dos puertas y una banqueta corrida con tres asientos- y cabina doble, como las Crew Cab y las Quad Cab, con cuatro puertas. Según la longitud de la caja de carga existen tres tipos, con caja pequeña, mediana y grande. Analizaremos la Quad Cab con caja mediana, la 1500 más grande con cuatro puertas.

2014 RAM 1500 Long Horn 2

Todo en la RAM 1500 es enorme, gigantesco, ofreciendo una imagen de típico leñador de las Montañas Rocosas, tremendamente masculina, y según gustos hasta es muy bonita. El capó nos queda a la altura del pecho, con unas grandes ópticas y un paragolpes completamente cromado, que incluye los faros antiniebla y una enorme parrilla presidida por un gran carnero. El paragolpes trasero, igualmente cromado y con dos tubos de escape, uno a cada lado, cierra su imponente estampa.

Vista de perfil nos asombra su tamaño, con 5,82 metros de largo, 2,14 metros de ancho y 1,93 metros de alto, con unos rodillos como neumáticos, de medidas 265/70 R20, abrazando unas preciosas llantas cromadas

Aunque sea un vehículo de trabajo y de orientación plenamente práctica, debidamente identificado con logos y emblemas de buen tamaño, en algunas zonas de EEUU se utiliza como un símbolo de estatus y como vehículo de uso diario. Fiat Chrysler consiguió un equilibrio ente lo lúdico y lo práctico con él. Es ante todo robusto y racional en su interior, con plásticos duros, pero bien ajustados, con una consola central que agrupa pocos botones de gran tamaño y de forma muy lógica. El volante también es de grandes dimensiones, forrado en una piel de agradable tacto.

Una consola central de grandes dimensiones contiene el equipo de infoentretenimiento a través de una pantalla táctil, y los mandos de la climatización. Se abandona la típica palanca de cambios en la columna de la dirección a favor de una ruleta situada en la parte inferior de esta consola. Cuando esta no se usa como plaza central descubrimos una bandeja que oculta un cajón extraible de gran capacidad -cabe un portátil-, y un enchufe de 110 V. También encontramos innumerables huecos repartidos por su interior para dejar todo tipo de objetos. Cuenta con una ventanilla trasera central eléctrica, que divide el habitáculo en los partes, con mucha amplitud delante, y algo más justos detrás.

2014 RAM 1500 Long Horn 4

Esta pickup tiene un chasis con la estructura tradicional de largueros y travesaños, con un viejo conocido en EEUU bajo sus entrañas: un motor 5.7 V8 HEMI unido a una novedosa caja de cambios automática Torqueflite 8HP70 de ocho velocidades desarrollada por ZF. De concepción clásica, su bloque está fabricado en hierro, con dos válvulas por cilindro e inyección indirecta. Entrega 395 CV a 5.800 RPM y un par de 551 Nm a 3.950 RPM, modesto en valores relativos, pero grande en valores absolutos. Se ve claro que está pensado para que dure mucho tiempo. Además, cuenta con reductora y un modo 4×4 convencional, pudiendo seleccionar a voluntad este modo o bien la propulsión trasera, variando el reparto de par según las condiciones de adherencia.

Esta versión  4×4 tarda unos seis segundos en alcanzar los 100 km/h desde parado, con una velocidad máxima de 170 km/h autolimitada por cuestiones de seguridad; si no fuese así alcanzaría los 200 km/h

La suspensión delantera es independiente, mientras que el eje trasero es rígido. Como detalle diferencial el elemento elástico no son las tradicionales ballestas, sino unos resortes helicoidales -o muelles en lenguaje más mundano-, que ofrecen un mayor confort y mejor dinámica en carretera, sobre todo si va sin carga. Otro detalle de la “grandeza” de este vehículo es su depósito de combustible, con 120 litros de capacidad, otorgándole una autonomía de unos 800 km. Su consumo medio homologado es de 15,7 l/100 km por ciudad y de 11,2 l/100 km por carretera, según el ciclo americano, más realista que el europeo. Haciendo una conducción eficiente conseguimos un consumo de unos 9 l/100 km por carretera y de 15 l/100 km por ciudad.

2014 RAM 1500 Long Horn 3

Nos subimos al estribo para introducirnos en el habitáculo, porque es lo que realmente haces, subirte a ella. Arrancamos el motor y nos sorprende su silencio. La cabina está perfectamente aislada del exterior, y su suspensión filtra bastante bien las irregularidades del asfalto. ¡Me río yo de la posición dominante de un SUV comparado con la visibilidad que se disfruta desde lo alto de la RAM 1500! El resto de los vehículos parecen de juguete, sobre todo los turismos.

Si nos da por probar el poderío del motor y decidimos pisar a fondo el acelerador veremos cómo el magnífico cambio ZF reduce rápidamente de marchas hasta la tercera, subiendo la aguja del tacómetro hasta las 5.000 RPM, pasando en unos pocos segundos y metros de los 60 km/h hasta rozar su velocidad máxima autolimitada. Por supuesto, todo acompañado de un cambio total del sonido que sale por el escape, sonando una melodía grave y ronca, de motor gordo. La reducción se torna en un petardeo, otro regalo para los oídos.

En su contra nos enfrentarímos a un equipo de frenos modesto que se agotan con facilidad en una conducción exigente. Sus elevadas potencia y par ponen en aprietos al eje trasero, ya que soporta poco peso. Su gran tamaño y batalla no favorecen su buen comportamiento en curva, pues se muestra torpe y le cuesta girar, mostrando un claro balanceo, aunque sujeto por los muelles traseros, siendo más propio de un coche alto y pesado.

Su equipamiento es muy completo, como un equipo de sonido de gran calidad, climatizador dual, un completo ordenador de a bordo o una gran pantalla táctil para el sistema de infoentretenimiento. Por lo que cuesta esta pickup en Europa podríamos aspirar como mucho a un SUV 4×4 diésel, con sensaciones nada comparables. Es una filosofía diferente a la nuestra. Por nuestras tierras se considera un vehículo antiecológico, pesado, torpe, enorme, pero dotado de una gran personalidad. Al otro lado del charco se disfruta más del automóvil que aquí, también porque la gasolina vale la mitad que aquí. También existe una versión diésel, pero esta es otra historia…

NOTA: las imágenes corresponden a la versión Long Horn

COMPARTE
Sobre mí

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.