Menu

Evolución del diseño del automóvil (V)

Años actuales

Evolución del diseño del automóvil (V)

Durante muchos años, la imagen de Mercedes-Benz aunaba estilo, robustez y sobriedad. En los años 80, Bruno Sacco modernizó dicho estilo haciéndolo más sobrio y dinámico. Esa modernización, que funcionó tan bien al principio, se quedó obsoleta a base de repetirse en todos sus modelos. La marca necesitaba definir un nuevo estilo, algo debía ocurrir en Mercedes, vamos a ver cómo sucedió.

Nuevos aires y crisis

El estilo robusto tan característico de Mercedes se había quedado obsoleto para un parte de la posible clientela, que se había derivado hacia un estilo o bien más dinámico o bien minimalista -BMW y Audi, respectivamente-. No iba a competir con Audi en estilo minimalista, el primer SLK se quedará seguramente como el Mercedes de líneas más puras durante mucho tiempo y no podemos decir que fuera exactamente minimalista.

En cuanto a línea dinámica, debía hacer algo diferente a BMW, ya hubo sus dimes y diretes cuando aparecieron los frontales con doble faro redondo que parecían una imitación, por lo que debía ser más original. Incluso la reciente marca Lexus (1989), filial de lujo de Toyota para EEUU, estaba desarrollando un nuevo estilo, dinámico y novedoso. Finalmente, las nuevas versiones S no tenían el equilibrio esperado, eran demasiado grandes para eso, sobre todo en la versión cupé. La solución fue buscar un compromiso entre tamaño y belleza.

Mercedes-Benz CLS 350

En 2004 apareció la serie CLS (W219), se basa en la plataforma de un serie E de 2002 (W211). La línea fue un gran cambio y un gran acierto. Por fin una berlina de Mercedes se “doblaba” al viento. Por fin se abandonó ese aspecto de bloque pulido a favor de un streamliner, cupé cuatro puertas o sedán fastback, como queramos llamarle. Su aspecto es inequívoco Mercedes, al que se estira en forma de lágrima. La línea del salpicadero al eje delantero queda muy por delante de la rueda (dash-to-axle ratio), indicando que estamos ante un deportivo. A la parte trasera le pasa otro tanto, el pilar C es muy grueso y está prácticamente en línea con el salpicadero, acentuando la forma de lágrima.

Los faros se alargan sobre el capó, indicando también que ceden al paso del aire. En su lateral aparece un nervio que nace en la parte superior de la rueda delantera y continúa en un trazo rápido y limpio hasta el final del vehículo. Esta línea remarca la forma del coche -ascendente primero y con caída al final- y le aporta dinamismo pues parece que nacer por el giro de las ruedas delanteras. La parte trasera es rematada por una cola Kamm y un pequeño spoiler. Todo su estilo habla de dinamismo frente a la robustez y estatismo de las clases precedentes. Pese a ser internamente un serie E, pertenece a una categoría intermedia entre éste y el serie S.

Mercedes-Benz R 500

Mercedes-Benz R 500 (W251)

Durante estos años, la familia Mercedes-Benz crece ocupando más nichos, unos modelos con más éxito que otros. Por ejemplo, aparecieron dos monovolúmenes: la clase B en 2005 (W245) en la gama de compactos y el clase R (W251) en 2006. El primero de ellos era un monovolumen de tamaño compacto, que ha llegado hasta nuestros días. La clase R se pensó como vehículo como oficina móvil para el empresario del S. XXI. Su gran tamaño permitía un espacio amplio y cómodo para el ocupante y la posibilidad de llevar fax, conexión a Internet, espacio para un ordenador, etc.

La clase R no está teniendo un gran éxito de ventas, aunque sea una idea muy práctica no parece deseable ser paseado dentro de una furgoneta grande

Cada vez queda más claro el motivo mayoritario de la compra de un automóvil: a igualdad de precio, no prima la practicidad sino la apariencia. Otra serie que nace es la GL (X164) en 2006, es un SUV de alta gama, como respuesta al X5 de BMW y orientado al mercado norteamericano. El resto de modelos de gama tuvo una renovación, más o menos en línea con la anterior. Destacamos el nuevo SLK (R171) de 2004, que copia el morro tipo F1 de su hermano, mayor teniendo un lóbulo central imitando a los monoplazas en vez de los lóbulos gemelos recordando al primer SL. Los bajos también imitan el alerón inferior de un monoplaza. El resto de la línea es similar a la serie anterior, aunque más dinámica y con más forma. No tiene la pureza de líneas del R170 aunque sigue siendo atractivo.

Llegada de Dieter Zesche, venta de Chrysler, crisis y nuevos modelos (2006-2012)

Los últimos años nos han enseñado que si de algo podemos estar seguros es que no podemos estar seguros de todo. Tantos años de crecimiento económico seguido nos hicieron pensar que nos íbamos a olvidar de las crisis. El bajo precio del dinero hizo que nos hipotecáramos con todo, vender a un precio más elevado, volver a hipotecar, vender más caro… hasta que la deuda superó con mucho a los bienes que teníamos hipotecados. El primer gran banco en caer fue el Lehman Brothers (EEUU, 2008). Otra cosa que aprendimos fue que, si el mercado es global, las crisis también lo serán.

La caída de Lehman Brothers provocó un efecto dominó en todas las entidades financieras de todo el globo

No sabíamos si la crisis iba a ser puntual, con una rápida recuperación, con una recuperación lenta o simplemente sin recuperación; sólo sabemos que no va a ser de rápida recuperación y confiamos en recuperarnos. Aquí cada uno puede contar cómo le va, que suele ser peor que al principio de la crisis.

La crisis afectó y afecta muchísimo al automóvil, pues la mayor parte de nuestro salario va a pagar la hipoteca y poco queda para los caprichos. Por este motivo las ventas bajaron mucho y nueve años después no acaban de consolidarse. Esto ha hecho al mercado del automóvil muy volátil y son pocas las marcas que apuestan por novedades. Ahora, un éxito de ventas es copiado rápidamente por todos y los experimentos están en mínimos. Eso para el mercado en general, si lo observamos por categoría de vehículo, los generalistas han perdido más que los premium. Paradójicamente, a la vuelta de los años son las marcas premium las más rentables, y las generalistas medias las que más han sufrido la caída de ventas. Otra cosa que está sucediendo es que sí hay otros mercados que se consolidan, en concreto el de China que se ha convertido en el mayor mercado en este momento, desde 2011.

Mercedes-Benz B 200 BlueEfficiency

Mercedes-Benz B 200 BlueEfficiency (W246)

El diseño del automóvil actual tiene cada vez más estilos, quizás lo más en común que podemos encontrar es la preocupación de encontrar una imagen de marca de los fabricantes

Como ya vimos, Mercedes-Benz explotó su imagen de marca, sobre todo con el trabajo de Bruno Sacco. Otros fabricantes también han conseguido que identifiquemos cualquier modelo solo con apreciar su estilo. Algunos ya lo hacían desde mucho tiempo atrás, como BMW, y otros empezaron más tarde, como Audi y otros son muy recientes, pero se pueden identificar sus últimos diseños muy fácilmente, como Lexus.

En cuanto a estilos, vamos añadiendo a los ya vistos, ningún estilo es olvidado completamente, con el paso de los años se le vuelve a hacer algún guiño. Lo que sí podemos ver es una tendencia progresiva a saturar más los vehículos de detalles que los hacen más musculosos y con apariencia más orgánica. El aspecto deportivo de los automóviles también ha ido cambiando. Si bien antes la deportividad era sinónimo de alta velocidad, ahora la deportividad se entiende como poder moverse con soltura por cualquier sitio. De esta manera, en pocos años hemos visto que el aspecto deportivo ha pasado de los coches bajitos con alerón a turismos altos con el aspecto de un todo terreno con difusor a más de un palmo del suelo. Además, al hacer los coches más altos, su frontal también crece.

Como los deportivos siempre han tenido muchas entradas de aire para aliviar la temperatura del motor, es típico abrirlas en los turismos para hacerlos semejantes, ahora bien, con tanto morro hay que añadir muchas para equilibrar la proporción entre radiador y chapa del frontal, por lo que ahora son muy grandes. Sin embargo, son demasiada superficie abierta para la refrigeración de los motores -cada vez más eficientes- y estropea la aerodinámica; por lo que se ha recurrido a taparlas. La mayoría de las aperturas que vemos de los vehículos actuales son trampantojos, puro atrezzo. Lo de “la función sigue a la forma” es algo que se respeta cada vez menos.

Para Mercedes-Benz estos años son muy densos. Nos ponemos en antecedentes de los últimos años: Daimler-Benz AG compró a Chrysler en 1995 para obtener su experiencia construyendo todoterrenos y monovolúmenes, además de producir en ese país; amplió su gama con muchos más vehículos; y Mercedes-Benz ya no era la marca premium más vendida.

Dieter Zetsche en el Salón del Automóvil de Frankfurt (2009)

En 2006 el puesto de presidente de Daimler Chrysler fue ocupado por Dieter Zesche, con una nueva filosofía para la empresa, realmente algo estaba pasando en Mercedes. En primer lugar, se deshizo de Chrysler en el primer momento que pudo, para él ya era una carga y habían obtenido la parte más suculenta de su pastel: el conocimiento para hacer todoterreno y SUV actuales y plantar una fábrica en EEUU. Desde 2007 su nombre pasó de Daimler-Chrysler a Daimler AG. En segundo lugar, le dio un giro completo a la empresa. Los productos Mercedes-Benz se iban a caracterizar por disponer de un acabado deportivo y su estética iba a ser mucho más actual. Además de esto, su propósito ha sido el de aumentar el rendimiento y reducir la polución de sus motores, así como potenciar el automóvil eléctrico.

Finalmente, también debía potenciar la gama baja, pues la primera Clase A no era el éxito de ventas que se esperaba

Después del bache de 2008, en 2009 llevó a cabo sus grandes planes. Para que una marca se le considere deportiva, además de tener vehículos deportivos a la venta, se le debe ver en competición, y qué mejor competición que la F1 para demostrar lo deportiva que es una marca. Dicho y hecho, en 2009 compró el equipo Brawn GP para convertirse en constructor y motorista, hasta llegar a los éxitos de pilotos y equipos de los últimos años en F1.

Para el desarrollo de la gama baja, se alió con Renault-Nissan en una joint venture para la producción de motores de tres y cuatro cilindros, además de plataformas. Visto con la perspectiva de los años, fue una gran jugada, pues la compañía francojaponesa además de vehículos pequeños, también dispone de una gama muy completa en su filial japonesa Nissan, pues dispone desde el Micra hasta el GT-R en Europa -quizás la única marca con el abanico de modelos más amplio del mercado- y de tecnología cero emisiones o, mejor dicho, vehículos eléctricos.

Esta colaboración está centrada en la renovación de la gama smart, cuya versión de cuatro plazas de 2014 (forfour) comparte elementos tanto de la de dos (fortwo) como del Renault Twingo III. Sin embargo, el primer modelo presentado después de la joint venture fue un derivado industrial llamado Citan (W415) presentado en 2012. Este modelo es un remarcado de la Renault Kangoo que permitió a Mercedes-Benz entrar en este mercado por primera vez.

Mercedes-Benz Clase A (W176)

Desde muy al principio hubo vehículos industriales Mercedes-Benz, sin embargo, nunca tuvo ligeros; este modelo ocupó un nuevo nicho para la marca. Irán apareciendo nuevos modelos que nunca han tenido una versión anterior hasta el año 2020. Sin embargo, el modelo de más éxito después de esta unión ha sido la nueva clase A (W176) de 2012 cuyos motores diésel de cilindradas más bajas son de origen francés.

Este modelo ha sido un hito en la historia reciente de Mercedes. Nació como renovación de la anterior clase A y dio un paso hacia adelante en estética y otro hacia atrás en ingeniería. Se descartó el uso del chasis de sándwich doble por un único problema: sus proporciones no tenían estética dinámica. Se optó por una configuración mucho más tradicional y más que vista: motor y tracción delanteros.

Después de más de 100 años de fabricación de automóviles con el lema “lo mejor o nada”, pasó a ser: “fabricamos lo que más se vende con la mejor envoltura y puesta a punto posible”

Para no ser tan duros con él, podemos decir que, si a un coche de este tamaño le ponemos el motor longitudinal en posición central y propulsión -como la Serie 1 de BMW-, prácticamente no nos queda espacio para personas y equipaje. A este modelo se le ha dado mucha importancia a la estética, haciendo un diseño muy atractivo, con algunos elementos continuistas con la marca a la vez que rompedor en general.

Forma única de continuidad en el espacio (1913) Bronce por Umberto Boccioni – Wikimedia Commons

Tiene un gran atractivo como escultura viva que debe mucho al futurismo de principio de S XX, hubo poca representación escultórica de este estilo, pero la obra “Forma única de continuidad en el espacio” ya indicaba en 1913 cómo representar un volumen para indicar que se está moviendo en el continuo espacio-tiempo, inspirado por la teoría de la relatividad de 1905. Si bien esta obra queda muy lejana en el tiempo, se aplica constantemente en el diseño actual de cualquier objeto en el que queramos inducir movimiento, no sólo a los automóviles. Os sonará de haberla visto en las monedas de 20 céntimos acuñadas en Italia.

Mercedes-Benz SLS AMG

Al fin se consiguió lo que se quería: es el objeto de deseo para los jóvenes conductores, que así querrán ver su futuro en una estrella. Durante toda su historia, los modelos de Mercedes-Benz han sido muy contenidos en diseño, atractivos y de su época, pero nunca estridentes. El CLS fue el primer punto de inflexión, el segundo clase A (W176) el de no retorno. Ciertamente el diseño es muy estético, su diseñador -Mark Fetherston- ya realizó una gran obra para la casa, el SLS de 2010 (C197). Este cupé deportivo es una versión revisada del 300SL (W198) en el que repite todos los elementos identificativos de su diseño, actualizándolos a la época actual. Es una reinterpretación saltándose toda la serie SL, mostrando un cupé del que nadie duda que es un deportivo.

Volviendo al clase A, llaman mucho la atención las zonas curvadas de sus paneles. Estas curvas surgen del gran voladizo delantero, separándose en dos en las ruedas delanteras, pasan por los paneles de las puertas y se unen en la parte trasera justo en la base de la luneta trasera, otorgándole un gran dinamismo. Para que no se nos olvide que este coche es un Mercedes-Benz con aires deportivos, porta una gran estrella en una parrilla abierta al estilo SL. Los grupos ópticos y el grueso pilar C, también nos hace referencia a otros turismos de la estrella.

Después del modelo corto fue presentado un sedán y un todocamino. El sedán llamado CLA (117), es la versión larga del clase A, con una línea similar al CLS, con la caída en la parte trasera. Se convirtió un éxito de ventas dado que es la berlina más económica de la marca y tiene una estética muy resultona: dinámica, muy actual, fresca y con detalles Mercedes-Benz. De hecho, es más largo que el Clase C de esa época. Uno de esos detalles es la llamada parrilla diamante, que representa una deconstrucción del radiador diseñado por Maybach, en la que sus celdas hexagonales son adornos macizos, en vez de pasos huecos, formando más una textura que una imagen.

Esta parrilla se puede elegir en prácticamente toda la gama. Las formas de esta berlina sí son muy aerodinámicas, según Mercedes-Benz, algunos modelos bajan a un Cx de 0,22. Como suele ser la norma, los automóviles muy aerodinámicos tienen poco espacio en su parte trasera, pues debe ser de tamaño muy inferior a la delantera, como es el caso de este modelo. Es un éxito ahora mismo, pero diría que su estética no permanecerá vigente 30 años, como era el objetivo de Sacco, o tan siquiera 20. Para mí, este modelo no puede tener más zonas curvas, está en su máximo, muy próximo a la saturación, por lo que el próximo cambio de estilo mostrará su edad actual.

Mercedes-Benz Clase GLA (X156)

Mercedes-Benz Clase GLA (X156)

Otra cosa nueva en Mercedes-Benz es la utilización de entradas de aire falsas. Como ya sabemos de muchos años atrás, un coche deportivo se puede diferenciar por ser bajito, aerodinámico y tener muchas entradas de aire para refrigerar el motor. En este modelo ya empiezan a normalizarse dichas entradas que no lo son: la forma sigue más la moda que a la función. Al parecer, a Daimler no le interesa los ciclos largos de estilo hoy en día. El todocamino es denominado GLA (X156) y fue presentado en el 2013. Como se puede pensar es el SUV de la clase A (W176) y comparten plataforma con el clase B (W246), monovolumen compacto.

El GLA, como casi cualquier SUV de hoy en día, es una versión un poco más alta del turismo en la que lo más importante es la estética, más que un vehículo todoterreno. En este modelo, si queremos una altura algo mayor que la de un turismo, debemos pedirlo en opción. También dispone de tracción a las cuatro ruedas 4Matic en opción. En cuanto a su estética, copia la de la clase A y la lleva más al extremo, al igual que otros modelos del sector, ensanchando pasos y añadiendo protecciones innecesarias. Algo así pasa con la aerodinámica, un vehículo alto puede tener un coeficiente muy bajo, pero no puede tener efecto suelo, por lo que los añadidos aerodinámicos inferiores son meramente estéticos.

Generación actual (2012-presente)

Seguimos con la crisis, aunque según países y sectores vamos mejorando. Las economías no están tan estancadas y algunos marcadores han llegado a valores previos a 2008. En el caso de la automoción, son las marcas generalistas las que peor lo están pasando y las premium las que mejor se están recuperando, batiendo récords de venta muchas de ellos. También se confirma las mega-agrupaciones de empresas, la novedad es que se produce con grupos de países emergentes, que poco a poco dejan de serlo.

Mercedes-AMG CLA 45 Shooting Brake

Mercedes-AMG CLA 45 4MATIC Shooting Brake (X117)

En el diseño podemos decir que la mayor preocupación de las marcas es por crear una imagen fácilmente distinguible por el comprador. Algunas con la forma completa que parecen el mismo vehículo en varias tallas y otros con detalles comunes. Otro de los aspectos comunes en el diseño es la aparición masiva de los SUV, que ocupan el nicho de los monovolúmenes de hace unos años.

Para la marca que nos ocupa, estos años son de consolidación en el mercado, vuelve a ser la premium más vendida. Sus planes siguen adelante y la joint venture sigue adelante. Es más, se compartirán plataformas de berlinas entre Mercedes-Benz e Infiniti, la división de lujo de Nissan.

Ya hemos visto que en los años anteriores Mercedes-Benz buscaba una imagen que definiera la marca. Esa imagen vendría con el restyling de la serie E (W212) en 2013. El cambio fue que se eliminó el doble faro a favor de otros más alargados con forma interna y cubierta de policarbonato. La parrilla aparece adelantada, perfilando un poco más el perfil y otorgándole un aspecto más dinámico. También aparecen dos entradas de aire en los extremos de los bajos, aunque no siempre son útiles, a menudo aparecen medio ocluidas. Además, por vez primera, el comprador de la clase E podía elegir entre la clásica parrilla de turismo o la de la estrella inscrita al estilo SL.

En la parte trasera, aparece una línea cromada horizontal y dos más que rodean los escapes, o a veces ni eso, son sólo adornos. Esta imagen ha pasado a toda la gama, desde el CLA hasta la clase S. Por fin Mercedes-Benz tiene esa imagen de marca que deseaba. También es algo más barroca que las versiones anteriores, es el movimiento que tenemos ahora mismo, quizás es porque los mercados estadounidense y, sobre todo, chino, gustan más de ese tipo de adornos.

Mercedes-Benz Clase GLC

Viendo las ventas, quizás no deberíamos poner al mercado europeo como la referencia, podríamos decir que ahora los Mercedes-Benz no son tan sosos. La cuestión es que esa imagen ha pasado a toda la gama y a los nuevos modelos que están llegando. Entre ellos destacamos al Mercedes-AMG GT (C190) aparecido en 2014 y que es el primer cupé prestacional desde el antiguo 300 SL de 1952, diseñado para competir contra el Porsche 911. Para que no se nos olvide que es un deportivo, es el safety car de la Fórmula 1 desde el GP de Australia de 2015. Otro modelo nuevo destacable es el SUV cupé GLC, ni más ni menos que un competidor del BMW X6, ambos monstruos en tamaño y prestaciones en los que se aúnan dos de las tendencias más importantes de la automoción desde siempre: a) ser el más grande y b) ser el más rápido.

Por lo que vemos, esta marca pasó de puntillas en modas anteriores (tailfinn, boxy) mientras que el aspecto de su estilo propio resultaba diferenciador, indicando buen acabado, robustez y lujo. Tantos años se mantuvo esa imagen, que falleció de su éxito. Si bien, Mercedes-Benz siempre ha tenido un mercado fiel, es ahora en estos últimos años cuando ha recuperado su antiguo puesto en el mercado, gustando a los más clásicos y a los más innovadores a la vez. Quizás el estilo de estos modelos no sea tan atractivo pasando unos años y los veamos tan exagerados como los colas de los años 60, sin embargo, es lo que pide el mercado hoy en día.

Futuro

¿Cómo serán los Mercedes-Benz del futuro? Pues sabemos dos cosas ciertas: su propulsor será eléctrico y mantendrán la parrilla con la estrella. Simplemente viendo los prototipos de la nueva línea Concept EQ, en la que se prueba una nueva plataforma enteramente diseñada para alojar las baterías y los motores eléctricos. Como es de suponer, no necesita una parrilla para refrigerar su mecánica, apenas necesita una pequeña ventilación, sin embargo, porta una falsa parrilla iluminada de manera que es continuista con la marca. Al parecer, en Mercedes-Benz padecen miedo al vacío de la parte delantera (horror vacui que diríamos en arte), pues no se imaginan un modelo de su marca sin su famosa parrilla.

COMPARTE
Sobre mí

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.