Kiska APG-1, o cómo resucitar el espíritu del Lancia Stratos

Kiska APG-1, o cómo resucitar el espíritu del Lancia Stratos

Un coche ligero, potente, ágil y, sobre todo, atractivo


Tiempo de lectura: 3 min.

Kiska, que se autodenomina asimisma como una “marca de automóviles especulativos”, ha presentado el diseño final de su APG-1, un deportivo con motor central que se inspira en el icónico Lancia Stratos. La marca con sede en Salzburgo, Alemania, afirma que APG-1 no es un coche para todos, si no uno severamente comprometido, construido para funcionar en un entorno específico: los trazados sinuosos.

El APG-1 se concibió originalmente como un estudio de diseño que vislumbraba la capacidad de la empresa para “conceptualizar, diseñar y construir marcas aspiracionales y emocionales arraigadas en deseos reales”. Sin embargo, la start-up ahora quiere ensamblar una serie de carrocerías que hará realidad el coche. Para ello, han tomado como base lo más parecido a un Lancia Stratos de nuestra era. Ese punto de partida se llama KTM X-Bow GT-XR, el último lanzamiento de la casa austriaca.

Como tal, se cree que está respaldado por un esqueleto monocasco de fibra de carbono y está propulsado por un motor de cinco cilindros turboalimentado de 2,5 litros derivado de Audi. En el X-Bow GT-XR, este propulsor es capaz de entregar 500 CV a 6.350 RPM y 581 Nm de par motor a 5.500 RPM. El Kiska APG-1 probablemente tenga cifras similares de potencia y par, y si mantiene el peso de apenas 1.130 kilos, es posible que calque sus prestaciones, a la altura de algunos superdeportivos.

Kiska APG 1 2023 (7 1)

En el caso del KTM X-Bow GT-XR, cumple con la carrera de 0 a 100 km/h en 3,4 segundos y alcanza una velocidad máxima de 280 km/h

Otras partes que, seguramente, vengan de prestado del KTM podrían incluir su transmisión de doble embrague de siete relaciones, el diferencial de deslizamiento limitado, el potente sistema de frenado y el mismo sistema de suspensión de tipo push-rod. Pasando al exterior, toda la carrocería de la creación de Kiska está hecha de fibra de carbono, y es evidente que el diseñador principal del proyecto, Alan Derosier, se inspiró en el diseño del Lancia Stratos para crear este deportivo de motor central.

Las referencias al Stratos original son inmediatamente reconocibles gracias a unos marcados pasos de rueda y el techo en forma de visera de casco. El APG-1 también cuenta con una enorme parrilla delantera acabada en negro, unos faros minimalistas y unas franjas negras que los acompañan. Otros llamativos detalles estilísticos incluyen el alerón que se encuentra sobre la cubierta trasera del motor, unas luces posteriores cuadradas, las salidas de escape dobles y un gran alerón. Es realmente atractivo.

Kiska APG 1 2023 (9)

Kiska es conocida principalmente por sus diseños. Sus clientes, obviamente además de KTM, incluyen a Husqvarna, Audi, Bosch, Bajaj y Sunbeam Yachts

No está claro cuántas unidades se producirán ni cuánto costará cada una, pero nos sentimos orgullosos de que existan proyectos así y de que puedan ver la luz del día, más allá de una maqueta estática o una serie de bocetos recreados digitalmente. Según Kiska, el siguiente paso es encontrar una red de carrocerías para fabricar el coche de la misma manera que han hecho otras casas de diseño como Automobili Pininfarina o Bertone.

Galería de fotos:

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.