El Maserati Gracale retrasa su llegada hasta 2022

El Maserati Gracale retrasa su llegada hasta 2022

Se había programado su presentación para el 16 de noviembre


Tiempo de lectura: 2 min.

Llevamos meses esperando a que por fin, Maserati nos diera a conocer el Grecale, el nuevo SUV que ocupará en la gama un escalón por debajo del Levante, con la intención de aumentar las ventas y sanear las cuentas de la compañía. Es un movimiento básico actualmente, un paso que tienen que dar todos los fabricantes para poder mantenerse fuertes en el mercado.

Maserati confirmó hace no mucho la fecha de llegada del nuevo SUV, programada para el próximo día 16 de noviembre. No obstante, esa fecha está anulada, el Maserati Grecale no será presentado ese día, quien quiera conocer por fin este modelo tendrá que esperar hasta la primavera de 2022. Un retraso de varios meses que, según afirman desde la propia compañía, es única y exclusivamente provocado por la crisis de los semiconductores.

En vista de los problemas de fondo que ha provocado la interrupción en las cadenas de suministro de los componentes clave necesarios para completar el proceso de producción del automóvil, el lanzamiento global del Grecale se ha retrasado hsata la primavera del próximo año”.

Desde la compañía se dice que dado el problema con los semiconductores, el ritmo de producción no permitiría responder a la demanda esperada adecuadamente. Esto quiere decir que en Maserati, esperan vender muchas unidades del Grecale, tantas que no se atreven a ponerlo en producción ya por miedo a no cubrir con la demanda. El Maserati Gracale es un modelo pensado, como se ha dicho antes, para hacer dinero, para vender en masa y llenar las arcas, cualquier inconveniente que ponga esa idea el peligro hay que atajarlo lo más rápido posible. Por ahora, son meses de espera la solución ofrecida por la marca.

No obstante, no es la primera ni tampoco será la segunda marca que tiene que hacer malabares para superar la crisis de los semiconductores, el Ford Bronco, por ejemplo, se encuentra en la misma situación aunque el yankee ya está a la venta y ha tenido que detener la producción en alguna ocasión por los semiconductores. Y esto por un simple ejemplo, podemos mencionar también a BMW o Nissan.

Así, por tanto, la gallina de los huevos de oro de Maserati no estará lista hasta 2022. Cuando por fin se dé a conocer, se espera que monta un bloque 2.0 turbo como escalón de acceso a la gama, acompañado de un híbrido enchufable y una versión Trofeo. El Maserati Grecale Trofeo podría usar el V6 biturbo de Alfa Romeo.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Francisco Jiménez

Ingeniero mecánico adicto a todo lo que queme gasolina… y por qué no decirlo, también de lo eléctrico. Mi meta es no dejar nunca de aprender la técnica que rodea a la automoción y si ya puedo transmitir lo poco que sepa, tanto mejor. Sí, soy de esos que no recuerdan muy bien los nombres de las personas pero jamás olvidan qué coche tienen.