Y el ganador es… este Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring

Y el ganador es… este Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring

Mejor coche del Concorso d’Eleganza Villa d’Este


Tiempo de lectura: 3 min.

Con los premios Best in Show y Coppa d’Oro Villa d’Este fue galardonado este Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring de 1937 durante el Concorso d’Eleganza Villa d’Este. La 90ª edición del evento se celebró en las orillas del lago Como, en Italia, y tuvo como invitados a las mayores joyas de la industria automotriz.

Con este último reconocimiento, este bello y elegante Alfa Romeo ya ha conseguido su segundo premio en lo que va de año. Logró obtener el oro cuando participó en París durante el pasado mes de febrero en el evento Peninsula Classics. El año pasado venció en Pebble Beach, el concurso de elegancia más laureado al otro lado del charco. Con estos títulos, el Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring se postula como el rey de los vehículos clásicos actuales.

Y no es que estuviese falto de competencia. El Concorso d’Eleganza Villa d’Este acoge en sus senos algunas de las máquinas más maravillosas de todos los tiempos. Vehículos que comprenden todas las épocas, ya sean de dos o de cuatro ruedas, e incluso algunos prototipos que jamás llegarán a ver la luz, como el recientemente presentado BMW Garmisch Concept. Si aprecias la belleza de tiempos pretéritos, este es tu sitio.

El longevo coupé italiano ha sido el más votado por los asistentes. Parece que los jueces y la audiencia estuvieron de acuerdo en quién tenía que robar el protagonismo

Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring (1939)

Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring (1939)

Tan solo 30 ejemplares de este hermoso Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring fueron construidos durante su corta vida, de 1937 a 1940. Su arquitectura estaba basada en el legendario coche de competición, con un gran motor de ocho cilindros en línea. Con un bloque hecho de fundición de aluminio de 2.905 cm3 de desplazamiento y la ayuda de un compresor volumétrico era capaz de rendir 180 CV a 5.200 RPM.

Mediante una caja de cambios manual de cuatro velocidades el propulsor transmitía su fuerza al eje trasero. A pesar de sus dimensiones, con 4.600 mm de longitud y 1.330 mm de altura, conseguía una gran eficiencia aerodinámica y un peso contenido, 1.250 kilos. La velocidad máxima era de 175 km/h, confiando en un póquer de frenos de tambor para detenerse. En su día, fue uno de los vehículos más rápidos del mundo.

“He ganado muchos premios con mis coche, pero este vehículo realmente cumple todos mis deseos. Es como recibir un título de caballero. Mi esposa y yo queremos expresar nuestro más sincero agradecimiento por este premio”, fueron las palabras del afortunado ganador en la ceremonia de premios David Sydorik, conocido en el mundo de los concursos de vehículos clásicos por su participación regular.

Finalizada esta edición, esta es la sexta vez consecutiva que el jurado ha otorgado el premio más importante del concurso a un vehículo fabricado en Italia. No sorprende decir que, uno de los factores determinantes a la hora de elegir el Alfa Romeo 8C 2900 B Berlinetta Touring como mejor coche del evento, es la elegancia absoluta que destila.

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.