Menu

Los coches de Teodorín Nguema Obiang serán subastados en Ginebra

Los beneficios irán a parar a gente necesitada de Guinea Ecuatorial

Los coches de Teodorín Nguema Obiang serán subastados en Ginebra

Teodorín Nguema Obiang es todo un «pieza», como su padre, Teodoro Nguema Obiang. Son vicepresidente y presidente, respectivamente, de Guinea Ecuatorial, un país africano en el top de la corrupción y que antaño fue provincia española. El hijo de papá se ha dado una buena vida en Europa: barcos, coches, drogas y put… meretrices. Las autoridades suizas y francesas ya le echaron en lazo y confiscaron gran parte de sus bienes, obtenidos de forma ilícita.

Según cuenta GTSpirit, los coches incautados en Suiza serán subastados próximamente por Bonhams en un evento en el Bonmont Golf & Country Club. Las piezas más codiciadas de la colección son un Lamborghini Veneno Roadster, un Koenigsegg One:1, un McLaren P1 y un Bugatti Veyron. Son 25 coches en total, entre los que habrá algún que otro Ferrari, algún que otro Porsche… Mientras tanto, en su país, la gente lleva otro tren de vida radicalmente distinto. Su falta de escrúpulos es comparable a su buen gusto por los coches caros.

La colección podría alcanzar un valor de más de 11,5 millones de euros. Lo que se saque de la subasta será invertido en un programa social en Guinea Ecuatorial, los que realmente necesitan ese dinero. La incautación se produjo en Suiza en 2016, otros coches se confiscaron en Francia en 2012. De hecho, en el país galo Teodorín fue condenado a tres años de cárcel y 30 millones de euros de multa, condena que no tuvo que cumplir a cambio de no reincidir. Fue un fallo simbólico, pero el primero contra un familiar de un dictador africano.

La página web de Bonhams todavía no ha dado de alta el lote de coches y permanece en silencio. Sería de justicia poética que esos coches obtengan un elevado valor en la subasta y que se beneficien los necesitados en el país subsahariano. Fueron pagados con dinero sucio, fruto de las comisiones ilegales y la corrupción. Salvo que haya una revuelta, lo más probable es que Teodorín continúe oprimiendo a su país cuando su padre muera o renuncie.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.