Menu

¡Feliz cumpleaños! Hot Wheels cumple 50 años

Y ya van 6.000 millones de miniaturas repartidas por todo el mundo

¡Feliz cumpleaños! Hot Wheels cumple 50 años

Después de obtener beneficios a finales de los años 50, la compañía de juguetes Mattel decidió usar su riqueza para hacer algo por los niños. El resultado fueron los primeros Hot Wheels; Mattel vendió 16 millones de coches en el primer año. Desde entonces, se han vendido más de 6.000 millones de ellos en los últimos 50 años… y somos más de 7.000 millones de personas en el mundo, increíble.

Puedes ser viejo o joven, abuelo o parvulito, pero si te gustan los coches no puede faltar un Hot Wheel en tu vida. Son las miniaturas asequibles «de toda la vida», Mattel fabrica 17 coches cada segundo, unos 519 millones anuales, y cada año lanza 130 modelos nuevos. El planteamiento fue tan bueno y se ha mantenido tan fiel durante los últimos 50 años que continúan al pie del cañón con más modelos que nunca.

¿Cuál es la razón del triunfo de Hot Wheels? Primero, son coches están bien diseñados. «Pusieron nylon en el medio de la rueda, lo colocaron en ejes superdelgados, y luego doblaron el eje para que tuviera una pequeña suspensión», dice Larry Wood, quien comenzó a diseñar para la marca después de trabajar en Ford y Lockheed en 1969 -y todavía es un consultor hoy en día-. «Siempre tratamos de hacerlos realmente precisos, para que los niños pudieran mirar dentro y ver el volante, o mirar debajo y ver la suspensión.»

Una variedad de formas y colores que crea una sensación de emoción por la variedad, una emoción que fomenta las compras repetidas y promueve un interés prolongado. Y Hot Wheels ha estado proporcionando las mayores facilidades en la línea de la accesibilidad, brindando acceso a toda la gama de vehículos del mundo, tanto reales como inventados. «Básicamente, puedes comprar cualquier coche que desees por 1 dólar», dice Wood. «¿Quieres un Lamborghini? No hay problema. ¿Quieres un Corvette? Lo tienes.»

Pero la conexión definitiva entre los niños y el automóvil es la pasión que se deriva del juego, incluso hoy, en nuestra era mitigada por la pantalla. El compromiso no viene solo del automóvil, deslizándolo por el suelo o la superficie que más por saco le daba a tu madre para jugar, sino por el sentido de hacerlo tuyo, parte de tu mundo, real o inventado, simplemente integrándolo en tu vida, a la narración de tu historia.

Como no se cumplen 50 años todos los días, la compañía lanzará al mercado una colección denominada “Hot Wheels 50th Originals”, una tirada con cinco réplicas de los Hot Wheels originales lanzados en 1968. Como sucedería aquel año, habrá un ’68 Chevrolet Camaro como modelo inicial.

Personalmente, aún conservo con mucho cariño mi primer Hot Wheel, un ’70 Dodge Daytona marrón sobredimensionado. Está algo gastado, y el motor que sobresale del capó es casi tan grande como el alerón posterior, pero ahí está compartiendo espacio con más de un centenar de miniaturas de la firma estadounidense en una vitrina. Amigo lector, sé que tú también has tenido varios de estos en tus manos, pero ¿cuántos?

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

2
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Vic
Invitado
Vic

Curiosamente, uno de mis primeros también fue un Daytona del 70, pero verde. Después le siguieron Mustangs, Skyline, Ferrari 575, Silvia, otro Daytona azul, un Superbird (que siempre confundía con los Dodge), concpets varios… Incluso un camión jajaja.

JJ Lopez
Invitado
JJ Lopez

Yo pagaría algo más de un dólar por éste: https://www.instagram.com/p/BipfGePn3B2/


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ángel Martínez

Soy uno de esos bichos raros a los que les apasiona hablar de coches y se pasaría horas comentando modelos o repasando la historia de la automoción. Pienso que la mayoría de ellos tienen su encanto, desde el deportivo con el que soñamos hasta el utilitario que te encuentras en cualquier esquina.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir.

Miguel A. Ager

Enfermo crónico del motor desde que era pequeño y lector compulsivo de cualquier texto que hable del automóvil. Se rumorea que la primera palabra que aprendió fue "coche".

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.