El Bentley Continental GT Speed se descapota

El Bentley Continental GT Speed se descapota

Mantiene el mismo W12 con más de 650 CV


Tiempo de lectura: 3 min.

El Bentley Continental GT es uno de los mayores éxitos de la firma británica. Fue el primer coche completamente nuevo que se ponía en circulación, desde que Bentley entró a formar parte de VAG pero además, también fue el primer Bentley totalmente nuevo en 70 años. Fue una apuesta arriesgada, pues contaba con mucho órgano de procedencia alemana, pero también había que romper con el pasado en común con Rolls-Royce, propiedad de BMW ya en aquellos años.

A día de hoy, no cabe duda que Volkswagen acertó de lleno con el Continental GT, que va por su tercera generación la cual se presentó en el año 2017. Sin embargo, esta tercera generación no ha completado la gama y tras recibir una de las variantes más prestacionales de cuantas se pueden encontrar en el catálogo, ahora se presenta su versión abierta. Es decir, acabamos de conocer el Bentley Continental GTC Speed, un coche que acredita 659 CV y nada menos que 900 Nm de par, gestionados por un cambio automático de ocho relaciones y el ya omnipresente sistema de tracción total.

Cuando un Bentley luce el distintivo “Speed”, que apela directamente a la velocidad (significa velocidad en inglés, por si alguien todavía no lo sabe), es porque se trata de la versión más enfocada al conductor de todas las que se ofrecen. ¿Quiere decir esto que es la versión más deportiva? En términos de la marca, sí, pero en realidad, no. Se trata de un Gran Turismo descapotable de muy altas prestaciones, capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,7 segundos, así como de alcanzar los 335 km/h, pero aunque no facilitan la cifra, pesa muchísimo y es enorme. No sabemos tampoco las dimensiones del descapotable, pero el Continental GT mide 4,85 metros de longitud y 1,96 metros de anchura, también pesa algo más de 2.200 kilos.

Bentley Continental GT Speed Convertible (9)

El Bentley Continental GTC o Convertible, como más os guste llamarlo, es un vehículo de lujo y de funcionamiento refinado, que presume de tener el bloque de doce cilindros más avanzados del mundo. Se trata del W12 6.0 biturbo que ya conocemos de otras ocasiones, revisado y retocado para la nueva generación del modelo. Un propulsor que como todos los de su clase, tiene los días contados, por desgracia. Se combina, además, con un eje trasero direccional y la suspensión adaptativa junto al Bentley Dynamic Ride. Este último sistema cuenta con barras estabilizadoras activas, que incorporan unos motores eléctricos que pueden entregar hasta 1.300 Nm en 0,3 segundos, para contrarrestar la fuerza y el movimiento de la carrocería en las curvas.

Aunque se trata de un coche grande y pesado, es lo suficientemente potente como para necesitar frenos de cerámica y carbono, aunque se ofrecen como opcional y no de serie. Sí es de fábrica el modo Sport, que afecta al sistema de tracción total, al cambio y al motor. En el primer caso, cambia el reparto de par y se da más presencia a las ruedas traseras. En el segundo caso, los cambios de marcha son dos veces más rápidos, mientras que en el tercer caso, cambia el mapa de gestión para mantener la banda de potencia durante un mayor número de revoluciones.

El techo de lona es plegado en Z, con accionamiento eléctrico y puede ponerse o retirarse en 19 segundos y a velocidades de hasta 50 km/h. Bentley asegura que es el techo más avanzado de su tipo y que emplea una combinación nueva de materiales aislantes y mejoras en el sistema de sellado, permitiendo reducir en tres decibelios los niveles de ruido frente al modelo anterior.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba ansioso en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez