¿Quién quiere hoy día un coche eterno?

¿Quién quiere hoy día un coche eterno?

Los días de la sobreingeniería se fueron para no volver


Tiempo de lectura: 5 min.

Los motores de combustión interna ya alcanzaron su apogeo de popularidad, ahora sabemos que el futuro será fundamentalmente eléctrico. Las tendencias apuntan principalmente hacia la hibridación en sus distintas escalas (semihíbrido, híbrido e híbrido enchufable) o la electrificación, más a baterías electroquímicas que a pilas de combustible de hidrógeno. Eléctricos en mayor o menor grado, en otras palabras.

Algunos fabricantes se resisten de forma numantina y están exprimiendo al máximo las posibilidades de la combustión interna, principalmente Mazda con sus motores SKYACTIV, pero no es la corriente mayoritaria. Otra cosa que parece bastante clara es que ya no está tan claro que haya que sacar motores que sean eternos.

Supongamos que un fabricante “x” saca un motor de combustión interna que sea el colmo de la fiabilidad, que aguante hasta que su dueño acabe harto de él. Si ese coche aguanta 25 años, ya nos vamos a 2043. En esa fecha las posibilidades de que haya problemas para circular con él por las principales áreas urbanas se dispara. Ese planteamiento no tenía sentido hace 25 años, he aquí un ejemplo:

Este caballero de pelo gris se llama Fermín Varela, es un taxista de Orense que le metió a ese Volvo 940 millón y medio de kilómetros en 15 años, una media de 100.000 km al año. Este taxista se dedicó, como otros tantos de su tierra, a traer y llevar emigrados gallegos a Suiza por carretera en viajes de 20-24 horas, lo cual explica el brutal kilometraje. Incluso en la era del avión de bajo coste hay gente que prefiere tener su culo pegado a la superficie terrestre, este servicio se sigue prestando. Cada pasajero apoquina lo mismo que un billete en clase turista sin descuentos.

El marcador de ese coche es de solo seis cifras, por lo que le faltan los millones

Ese Volvo 940 matriculado en 1992 ya tiene 26 años y aún funciona en manos del hijo del taxista, que le ha hecho otros 283.000 kilómetros, el coche ahora tiene más de 1.783.451 kilómetros. La motorización es de gasolina -ojo-, se puede distinguir por el emblema “Lambda Sond” que tiene en la parrilla delantera. Ahora las cosas cuadran menos. El dueño afirma que nunca le dejó tirado, por lo que nos olvidamos de abrir motor para corregir segmentos, camisas, etc. Tanta vida útil puede equivaler a la de hasta cinco coches normalitos.

Mi fe en que un motor nuevo, de hoy día, alcance ese kilometraje, tiende a cero. Un motor eléctrico seguramente aguantaría ese trote, pero las baterías de serie seguramente no. ¿Y un híbrido? Tengo constancia de que algunos Toyota Prius han rebasado el millón de kilómetros, pero tengamos en cuenta que el motor principal de un híbrido tiene menos tute que un 100 % combustión interna (sin ayuda de motor eléctrico).

Mercedes-Benz 240D (W115)

Recordemos el coche del día de anteayer, el Mercedes-Benz 240D (W115). Algunos que empezaron a prestar servicio como taxi en los años 80 aún están funcionando en países de la orilla sur del Mediterráneo, con kilometrajes similares a este Volvo, aunque en este caso hablamos de diésel atmosféricos. ¿Puede un turbodiésel actual llegar tan lejos sin romper nada? Lo dudo horrores. Los Dacia Logan 1.5 dCi que hay ahora en Marruecos no llegarán tan lejos, ni de casualidad.

Estoy prácticamente seguro de que ya no se hacen sobreesfuerzos en ingeniería para que los coches puedan durar tanto, cada vez van más apretados y con mayor exigencia para cada vez menos cilindros. Cualquier ingeniero sabe que exprimir una máquina conlleva que durará menos tiempo. El downsizing es lo que se lleva, ya hay muchos modelos que tienen cilindradas inferiores a algunas motocicletas.

Los fabricantes responden a una nueva forma de consumir, menos a largo plazo

En mi opinión hay que distinguir entre la obsolescencia programada -facilitar fallos prematuros para vivir de la postventa o vender con mayor frecuencia- y la sobreingeniería -superar la expectativa de vida útil-. En el término medio se haya el hacer una máquina que vaya a durar lo que el cliente espera que dure. ¿Cuánta gente se compra un coche con la expectativa de no cambiarlo en 25 años? Seguro que son unos cuantos, pero no la mayoría. Hasta un Tesla Model S, uno de los coches más avanzados que se pueden comprar hoy día, será un cacharro en 2043.

Lexus ES 300h 2

Bajo ese prisma, no se le puede recriminar a los fabricantes que ya no se rompan los cuernos para hacer coches eternos. Cuando el Volvo 940 del señor Varela salió al mercado, no había tanta exigencia de que los coches llevasen lo último en tecnología, los diseños aguantaban mucho tiempo en el mercado y no había incertidumbres tan grandes sobre cambios de normativas antipolución cada poco tiempo. El cambio climático preocupaba en serio a muy poca gente comparada con hoy día.

Si ahora los fabricantes son más de sacar motores que aguantarán lo suficiente, es porque sus clientes lo quieren así. Un coche que dure más de 10 años ya va a estar completamente obsoleto en multitud de aspectos respecto a uno de 2028: conectividad, seguridad activa, conducción semiautónoma, etc. Imaginemos entonces lo que será un coche de 2018 en 2043. Igual habría que considerar históricos a los coches de 15 años dentro de poco, y claro, no cualquier coche. Por cierto, la edad media del parque español ya va por los 14 años.

Ya lo decía José Vicente de los Mozos (Renault España) esta mañana en Herrera en COPE, el público urbano es más de exigir servicios de movilidad que coches en propiedad, y la mayoría de la población se concentra en ciudades. Puede que en un pueblo como Abegondo, de donde es natural el taxista antes mencionado, el coche propio siga siendo un mantra, pero en los centros urbanos cada vez menos. Si la sociedad cambia, los coches también han de hacerlo. No tiene sentido invertir recursos en características que el cliente no va a valorar.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

6
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
JJ Lopez
Invitado
JJ Lopez

Sí es interesante y muy amplio. Yo quiero lo que todo el mundo, un coche eterno y barato, que no contamine y que sea seguro. La verdad es que la mecánica es cada vez más perfecta, de ahí la duración de los motores exprimidos. Recuerdo a un fabricante de piezas para automóviles que fabricaba la misma pieza para Ford y para Volvo. Realmente utilizaba los mismos moldes, pero la pieza para Volvo tenía mejor tratamiento, era más gruesa y se envolvía con papel encerado. No es casualidad que dure más un Volvo.

edgar
Invitado
edgar

¡Que tema más interesante! Puedo decir que he visto motores actuales (aspirados) llegar a 400.000 e incluso 500.000 kms (solo japoneses), aun con GNC, en taxis de mi ciudad. Aclaro, parecen durar mucho mas mientras mayor es la cilindrada lo. También algún TSI 3cil. 1.0 con 326.000 km. Y además, muchas Amarok con el tristemente célebre 2.0 EA288 superando 350.000km, cuando los opinologos afirmaban que ese motorcito iba a explotar con semejante carrocería… Mi auto ya tiene 105.00 km, y de motor va genial. Planeo llegar a 200 mil km, todavía tiene mucho para dar de sí ? Otra cosa…… Leer más »

Manolito Gafotas
Invitado
Manolito Gafotas

No pienso gastar el dinero en coches nuevos en la vida y menos con este planteamiento. Cada vez me da mas igual q contamine o no el coche… Si no me venden un coche q me dure una lógica cantidad de km… Paso. Y así hará la gente… Xq esto es un pitorreo. Nos obligan a pagar coches en alquiler, para leer igual, tv, teléfono, Internet, tarifa de gas, hipoteca, colegios… Nos la meten por todos lados y encima quieren q gastemos 25000 euros en un diesel para q a los 5 años no nos dejen conducir par la ciudad…… Leer más »

Javier Costas Franco
Invitado

¿Y cuál sería una “lógica cantidad de km”?

En mi opinión, un motor debería aguantar al menos 300.000 km, te lo dice alguien que tiene dos coches con 185.000 km cada uno…

Manolito Gafotas
Invitado
Manolito Gafotas

Hombre, con lo q cuesta el mantenimiento de un vehículo actual… Una lógica cantidad de kms es 2 millones… Ya te he contado muchas veces q mi corolla e12 1.6 tiene casi 350.000 y el mantenimiento lo llevo yo… Eso es razonable. Ahora con la siguiente itv si quieres te cuento. Lo q esta claro es q paso de gastarme 30.000 euros en un prius… Seguiré con mi corolla mientras pueda y no me j.d.n las autoridades competentes para beneficio de todos…

Javier Costas Franco
Invitado

¿Cuánta gente llega a 2 millones de kilómetros? Piensa que si el coche se diseña para aguantar eso, es que te toca pagar por encima de la media…

Por otro lado, no hace falta comprarse un Prius para tener un coche duradero o de bajas emisiones, no hay que llevarlo todo a un extremo. Si no me equivoco ese modelo es Euro 3, por lo que podrías convertirlo a GLP. No te darían la pegatina ECO, pero hasta que lo revientes ahorrarías un poco en sopa (un 40%, si lo amortizas).


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.