Más eléctricos a costa de los que repostan gasóleo

Más eléctricos a costa de los que repostan gasóleo

La propuesta de Presupuestos Generales del Estado para 2019 así lo refleja


Tiempo de lectura: 3 min.

Ayer se presentó la propuesta del PSOE y Unidos Podemos para los Presupuestos Generales del Estado para 2019, con un importante aumento en el gasto público para beneficiar a los colectivos más vulnerables. Ese aumento de gasto implica también nuevas imposiciones y tasas, y entre los afectados estarán los que conducen vehículos de gasóleo -y no son autónomos ni transportistas-.

Ya sabíamos que se iba a incrementar el impuesto especial de hidrocarburos para ir equiparando la carga fiscal del gasóleo y de la gasolina. En una primera fase implicará un gasto adicional de 3,3 euros al mes para quienes hagan 15.000 kilómetros al año, de acuerdo a cálculos del Gobierno. Solo de esta forma se podrán recaudar 600 millones más. El objetivo es llegar a una recaudación extra de 2.100 millones de euros más, cuanto haya subido 15 céntimos más por litro respecto a ahora.

Según el informe de recaudación tributaria que cerró 2017, se reunieron 4.204,971 millones de euros en impuestos de hidrocarburos solo por el Estado, las CCAA se embolsaron 6.549,208 millones de euros y las ciudades autónomas 126,895 millones de euros. En total hablamos de 10.881,074 millones de euros recaudados a los conductores solo por ese concepto.

Pero esto no es todo. La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ya ha dejado caer que el Gobierno está planteándose también modificar los impuestos sobre el automóvil para que la vejez penalice, y se deben referir a una reforma del IVTM -el “numerito” o impuesto anual que recaudan los ayuntamientos-. La edad del parque móvil español supera los 14 años de edad si hablamos de turismos. Otra posibilidad, esgrimida por Unidos Podemos, es gravar el peso y emisiones contaminantes.

Audi e-tron

Parte de lo recaudado con esos impuestos se destinará a la subvención de coches eléctricos durante dos años, tal y como puede leerse en la página 37 de la propuesta:

“Poner en marcha un plan de ayudas económicas para el vehículo eléctrico, estable e ininterrumpido hasta el año 2020, evitando así que las ventas se concentren en momentos determinados y/o queden paralizadas hasta la aprobación de nuevas ayudas, como sucede actualmente. El plan contará en el año 2020 con al menos el 30% de la mayor recaudación del impuesto del combustible de los vehículos diésel producida por el cambio normativo para dichas actuaciones.”

Haciendo la cuenta de la vieja, supongamos que en 2019 hay disponibles unos 1.000 millones de euros de aumento de recaudación a cuenta de los que tienen vehículos diésel, por lo que el mencionado plan tendría una dotación de 300 millones de euros. Seguiría siendo claramente insuficiente para atender la creciente demanda de vehículos eléctricos. Al menos será un gran aumento sobre los 16,6 millones de euros apartados para el Plan VEA (Vehículos de Energías Alternativas) que debería arrancar este año.

En nuestro país la penetración de los vehículos eléctricos sigue siendo muy baja, lo cual es la tónica habitual en un país europeo de renta per cápita media. Donde se están vendiendo muy bien es en países con mayores ingresos -también tienen mayores impuestos-, por lo que subvencionar viene siendo necesario para estimular la demanda. La pregunta que hay que hacer es si es justo que los que repostan gasóleo -los que más están contaminando- financien la compra de coches eléctricos a los demás.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

3
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Ildefonso
Invitado
Ildefonso

se sabe lo que hay en españa.lo que deberian hacer es al que ha comprado un diesel en los ultimos 5 años devolver el importe que se ha pagado pues no tenian que haber permitido su venta sabiendo lo que iba a pasar. Y a los demas diesel ayudas a comprar otro no contaminante.tambien meten a todos al mismo saco los diese

Nax
Invitado
Nax

Es decir, que obreros con coches diésel viejos, que no pueden permitirse comprarse un coche nuevo, van a subencionar a los que sí se pueden permitir cambiar de coche, y encima uno eléctrico, más caro que un Fiat Tipo a GLP por ejemplo. Vivan las medidas populistas…

Ildefonso
Invitado
Ildefonso

Ya se sabe lo que hay en españa.lo que deberian hacer es al que ha comprado un diesel en los ultimos 5 años devolver el importe que se ha pagado pues no tenian que haber permitido su venta sabiendo lo que iba a pasar. Y a los demas diesel ayudas a comprar otro no contaminante.tambien meten a todos al mismo saco los diesel de hace 2 o 3 años creo contaminan menos que un gasolina


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Actualmente estoy escribiendo un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600, que se publicará en 2022, y también escribo para Car and Driver España.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Jaime Peralta

Me llamo Jaime Peralta Sánchez y soy estudiante de Comunicación audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos.