El Jeep Wrangler vuelca en las pruebas de impacto del IIHS

El Jeep Wrangler vuelca en las pruebas de impacto del IIHS

Ha sido al realizar uno de los test más destructivos del IHSS, el impacto con bajo solapamiento


Tiempo de lectura: 4 min.

Hoy día disfrutamos de los vehículos más seguros que se han fabricado jamás, aparatos capaces de frenar por su cuenta y riesgo, de llamar a los servicios de emergencia, de desplegar toda una serie de bolsas de aire para “acolchar” el habitáculo en caso de impacto e incluso de absorber parte de la fuerza el impacto para que afecte lo menos posible a los pasajeros. Una elevada seguridad que se la debemos a organizaciones como EuroNCAP en Europa o el IIHS en Estados Unidos.

Estas organizaciones se dedican a analizar y someter a todo tipo de pruebas a los vehículos que van saliendo al mercado. Llevan más de 20 años destrozando coches de las formas más variopintas, con el objetivo de simular un posible accidente y conocer cuál sería el resultado para los ocupantes. No obstante, las pruebas estadounidenses se llevan la palma con test muy rigurosos y complicados de superar, como el impacto de bajo solapamiento o small overlap.

Dicha prueba consiste en simular un impacto frontal contra un objeto rígido (un poste o una columna) que se produce a 64 km/h y afecta al 25 % de la superficie frontal. Es una prueba muy destructiva, que pone en serios aprietos a la estructura del vehículo, pudiendo incluso llegar a colapsar el pilar A y parte del techo.

Es una prueba de impacto muy interesante, ya que demuestra la rigidez de la célula de seguridad y la eficacia de los airbags, ya que el piloto se desplaza hacia delante y hacia un lateral pasando justo entre el airbag del volante y el de cortina (por eso Porsche trabaja en un airbag que saldría del pilar A, aunque por ahora para descapotables).

Muchos coches ofrecieron resultados desastrosos en los inicios de esta prueba, pero poco a poco todos han logrado superarla sin muchas complicaciones. Sin embargo, siempre hay alguno que tiene problemas de algún tipo, como le ha ocurrido en esta ocasión al Jeep Wrangler, que tras impactar con la barrera con el 25 % de solapamiento correspondiente ha terminado volcando y arrastrándose por el suelo un puñado de metros.

En el vídeo publicado por el IIHS (Insurance Institute for Highway Safety) se puede ver como el Wrangler afronta con muy buenas formas el impacto contra la barrera y la estructura general aguanta muy bien el tremendo esfuerzo, pero llega un momento en el que las ruedas se separan del suelo y el coche acabada sobre su lado derecho ya sin control posible. Según parece, la prueba se repitió tres veces, una de ellas realizada por FCA en sus instalaciones durante el desarrollo y las pruebas de verificación y otras dos por parte de IIHS, donde volcó en ambas ocasiones.

Los motivos pueden ser varios, aunque hay quien apunta a que la rueda se desprendió del eje e hizo de palanca para levantar el coche. La verdad es que la prueba de bajo solapamiento acaba con los ejes de todos los coches y en una gran cantidad de ocasiones, la rueda queda arrancada de cuajo, incluso el Audi e-tron, el Mazda CX-30 o el Hyundai Nexo, por poner unos ejemplos, pierden su rueda delantera izquierda en dicha prueba y no vuelcan. Se podría atribuir a la altura respecto al suelo y al tipo de ruedas del Jeep Wrangler, que ofrecen un comportamiento muy diferente en estas situaciones.

jeep wrangler test ihss

Hemos estado viendo muchos vídeos para comprobar el comportamiento de otros modelos y la diferencia radica en esa altura respecto al suelo y en las ruedas. En el impacto, la rueda delantera se mete debajo del coche y efectivamente, hace de palanca para levantar el frontal que se ve secundado por el resto del vehículo (en este vídeo de Carscoops se aprecia muy bien).

En otros modelos la rueda se desprende del coche, pero no entra bajo el chasis y el coche no se levanta. Otras veces, la rueda queda atrapada entre la barrera y la carrocería sin llegar a desprenderse del vehículo aunque el nivel destructivo de esta prueba siempre es el mismo.

El IIHS, aún con este suceso, ha puntuado con buena nota al Jeep Wrangler, ya que en otras pruebas realizadas los resultados han sido satisfactorios o muy satisfactorios, como la prueba de impacto lateral contra barrera deformable.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Me gusta mucho la historia del automóvil y actualmente estoy creando una biblioteca personal dedicada, en exclusiva, a la historia del motor en España, sin olvidarnos de las motos que tanto servicio dieron en nuestra "vieja" España. También cuento con una enorme colección de material escaneado.

2
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Txesz
Mecánico
Txesz

Hay que decir que esta es la 3ª vez que el Wrangler se enfrenta al “Small Overlap” y si bien su debut en 2013 se saldó con un resultado mediocre…

… en 2015 obtuvo unas calificaciones bastante buenas

Resulta curioso que la nueva generación presente un problema que su antecesor no tenía aunque, en cierto modo, deja a intuir, viendo cómo se levanta levemente tras el impacto. Pero desde luego no de la forma en la que lo hace el JL.


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes). Tras haber conducido más de 400 coches aquí sigo, divulgando y aprendiendo a partes iguales sobre las cuatro ruedas. Vosotros habéis hecho que se convierta en mi pasión.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

J.J. López

Portador del contagioso virus de los coches desde los once años. Ingeniero en informática, programador de robots y visión artificial que lo piensa todo en coches. Amante del arte, técnica y tecnología en movimiento, esto es, apasionado incondicional del automóvil.

Ginés de los Reyes

Desde que tengo conciencia me llamó la atención cualquier cosa con ruedas. Aprendí a montar en bicicleta al mismo tiempo que a andar, y creo que la genética tiene algo que ver: mi padre adoraba los coches, les ponía nombres, mi abuelo conducía y participaba en el diseño de camiones, y le privaban los coches...

Ignasi Puig

Es curioso que me entusiasme cualquier actividad relacionada con los coches ¿El escribir? Para trasmitir. Trasmitir conocimiento, pasión y sensaciones; hacerte llegar aquello por lo que me vuelvo loco. Súmale que aprendes y ya es una terrible adicción.

Adrián Iniesta

Ingeniero electrónico industrial de profesión y amante de los coches por vocación. Dicen que aprendí a leer con las matrículas de los coches y que con 2 años me conocía todas las marcas y modelos. Cualquier cosa que me discutas sobre coches, te la intentaré rebatir ;)

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. Me gusta mucho la historia del automóvil y actualmente estoy creando una biblioteca personal dedicada, en exclusiva, a la historia del motor en España, sin olvidarnos de las motos que tanto servicio dieron en nuestra "vieja" España. También cuento con una enorme colección de material escaneado.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.