Stellantis registra la denominación Tomahawk

Stellantis registra la denominación Tomahawk

Los rumores apuntan a un reemplazo del Hellcat pero con hibridación


Tiempo de lectura: 2 min.

Sabemos que los fabricantes tienen por costumbre registrar muchas cosas, desde nombres hasta posibles desarrollos, en las oficinas de patentes. Se trata de un movimiento que se hace de vez en cuando, buscando proteger ideas o posibles proyectos que, quizá, nunca lleguen a ver el visto bueno y no se usen en producción. Sin embargo, aunque es una práctica conocida, no de ser también una fuente de rumores y especulaciones.

Por ejemplo, Stellantis volvió a renovar el registro, hace unos días, de la denominación Tomahawk, una acción que se llevó a cabo en la Oficina de Patentes y Marcas Registradas de Estados Unidos, el 23 de junio, para aplicaciones automotrices. No es una denominación que la marca haya usado en algún vehículo de producción, pero si en prototipos como la Dodge Tomahawk V10, una moto con el motor del Viper presentada allá por 2003, o también en vehículos digitales, como el SRT Tomahawk Vision Gran Turismo, destinado al videojuego Gran Turismo y que en teoría, también emplea el motor V10 del Viper junto a un grupo híbrido.

Esta última parte ha provocado que se comience a especular con una posible versión de altas prestaciones híbrida, para algún modelo de producción. Se sabe que Stellantis está trabajando en diferentes versiones de alto rendimiento para Estados Unidos y la denominación tomahawk podría ser la que finalmente le nombre a esas versiones. Incluso se rumorea con el posible motor que les daría vida.

tomahawk

SRT Tomahawk Vision Gran Turismo

Se dice que Stellantis podría emplear el seis cilindros en línea 3.0 biturbo de nuevo desarrollo, recientemente anunciado y llamado Hurricane, pero asistido por al menos un motor eléctrico. El propulsor, en solitario, será capaz de rendir 500 CV confiando en un solo turbo, al menos así lo confirmó la marca y el añadido de un motor (o quizá dos) en las hipotéticas versiones Tomahwak harían que fuera todavía más potente, pudiendo servir como reemplazo para el brutal motor Hellcat, que dirá adiós al mercado en 2023.

En 2024, Dodge pondrá en circulación un Muscle Car eléctrico y no son pocos los que apuestan por esta opción. Todavía no se ha visto nada sobre este modelo, pero hay quien dice que podría ser el destino final de la denominación Tomahawk y que podríamos ver el primer adelanto en formato concept car en agosto de este mismo año, con motivo del Woodward Dream Cruise. La marca ya confirmó su presencia en el evento con tres coches: algo relacionado con sus Muscle Car actuales el 15 de agosto; un “vehículo de entrada” el 16 de agosto (posiblemente el Dodge Hornet, primo del Alfa Tonale) y una propuesta para un Muscle Car futuro el 17 de agosto.

COMPARTE
Sobre mí

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.