Featured Video Play Icon

¿Quieres un McLaren 720S descapotable por 350 euros?

Si eres adulto, te va a quedar un poco pequeño


Tiempo de lectura: 2 min.

A quien no le gustaría tener un McLaren 720S. Si no tienes seis cifras en tu cuenta para comprarte uno, tal vez este sí te lo puedas permitir. Se trata de un coche de juguete eléctrico para niños que la marca de Woking acaba de lanzar por tan solo 350 euros al cambio -315 libras-, todo un chollo. Eso sí, no está a escala 1:1 y la potencia te parecerá escasa.

No sé vosotros, pero yo a los cuatro años ya sentía el espíritu RACER. Mi tío me regaló mi primer coche a pedales, y según mi madre, nada más levantarme lo primero que hacía era subirme en él. No me bajaba en todo el día e incluso comía y cenaba subido en él. Fue tal vez el mejor regalo que tuve de niño.

Nunca tuve uno eléctrico, pero si sois padres o tenéis algún familiar con niños entre 3 y 6 años, este puede ser el regalo definitivo para el chaval. El McLaren 720S de la serie “Ride-on” acaba de lanzarse y está disponible en las principales tiendas de juguetes.

Las puertas son dihédricas, como en el original, es descapotable y tiene piezas de plástico que imitan la fibra de carbono: qué más se puede pedir

McLaren 720S Ride On 4

Lo puedes pedir en Naranja Azores, Azul Belize, Morado Lantana, Negro Onyx, Azul Mauvine, Blanco Silica, o Gris Saros. Más adelante estará disponible el famoso Papaya Spark, pero solamente lo podrás encargar en las tiendas de McLaren.

Es completamente eléctrico y tiene una llave de contacto, como el de verdad, aunque este dispone de un control remoto, por si el adulto quiere corregir la trayectoria del niño. También se emula el sonido del motor original, para que al acelerar o frenar -sus luces de freno son funcionales- el chaval se sienta igual que pilotando uno de verdad.

Dispone de un sistema multimedia con seis canciones pregrabadas, al que se le puede conectar una memoria USB para ver alguna película o serie favorita. Eso sí, recomendamos que esta acción se realice con el vehículo parado. Así que ya sabes, si tienes hijos o tienes que hacer un regalo a alguien que los tiene, este puede ser el regalo definitivo para despertar en él o ella el espíritu RACER. Os lo digo por experiencia, a mí me pasó.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches desde que era un chaval. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Ahora embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Javi Martín

Si me preguntas de donde viene mi afición por el motor, no sabría responder. Siempre ha estado ahí, aunque soy el único de la familia al que le gusta este mundillo. Mi padre trabajó como delineante en una empresa metalúrgica con mucha producción de piezas de automóviles, pero nunca hubo una pasión como la que puedo tener yo. También he escrito un libro para la editorial Larousse sobre la historia del SEAT 600 titulado "El 600. Un sueño sobre cuatro ruedas".

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

David García

No conozco sensación mejor que la de un volante en las manos. Disfruto también con ellas sobre el teclado, escribiendo ahora para vosotros algo parecido a aquello que yo buscaba en los quioscos cuando era un guaje.

Francisco Javier Rodriguez

En la época en la que pasaba el día dibujando coches, alguien me preguntó: ¿pero a ti te gusta más la mecánica o la carrocería de los coches? Esa misma semana leí el Manual del Automóvil de Arias Paz. Tenía 14 años, esa simple pregunta es la razón por la que estoy aquí, desde entonces no he parado de aprender sobre lo que se convirtió en mi pasión.